No se ve nada bien Roberto Madrazo Pintado al revelar información sobre el resultado electoral de 2006 en la que él quedó en tercer lugar en la carrera por la presidencia de México. “Si el IFE hubiera tomado la decisión de hacer recuento como exigía una parte de la oposición que contendía, casilla por casilla y voto por voto, yo sabía que podía ser un recuento favorable para López Obrador. Pero esa no era mi lucha”, dice, sin embargo en el libro La Traición (editorial Planeta 2007) en sus respuestas a Manuel S. Garrido no hay referencia alguna sobre ese tema, dedicado solo a testimoniar que en ninguna de las 17 entidades que gobernaba el PRI este partido ganó porque hubo traición de sus correligionarios. Ahora esas declaraciones solo contribuyen a enturbiar el entorno, y no aporta ingrediente alguno porque aquel capítulo ya está cerrado, salvo que quieran crear otra Comisión de la Verdad, solo para variar.