AL PIE DE LA LETRA

Raymundo Jiménez

*CATEM, LA ‘CTM’ DE MORENA

Este domingo, en un salón social de Dos Ríos, cabecera municipal de Emiliano Zapata, hubo un evento multitudinario en el que rindió protesta como secretario general de la Federación-Veracruz de la Confederación  Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (CATEM), Juan Enrique Santos Mendoza, un líder transportista del norte de la entidad que estaba adherido a la CNOP del PRI, al cual se le sumaron inicialmente representantes de otras 200 organizaciones gremiales del estado.

La CATEM es una nueva confederación de organizaciones sindicales y de productores, similar a las que el PRI tuteló políticamente a través de sus sectores obrero, campesino y popular, agrupados en la CTM, CROC, CROM, CNOP y la CNC.  

Esta confederación lopezobradorista es liderada nacionalmente por el quintanarroense Pedro Haces Barba, suplente en el Senado del ex dirigente nacional del PAN, Germán Martínez Cázares, quien esta semana solicitará licencia a la Cámara alta del Congreso de la Unión para asumir en diciembre próximo la Dirección General del IMSS.

En Veracruz seguramente se expandirá durante la administración estatal que encabezará el gobernador electo Cuitláhuac García Jiménez, de MORENA.

Por eso, aunque el evento de la CATEM se realizó este domingo en Dos Ríos no se le dio gran difusión mediática sino hasta el lunes, para que no interfiriera con el anuncio que simultáneamente el próximo mandatario veracruzano haría sobre los nombramientos de seis futuras funcionarias de su gabinete, programado para esa fecha simbólica por conmemorarse el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.

De hecho, aunque estaba considerada su presencia en la ceremonia de toma de protesta del Comité Ejecutivo Estatal de la CATEM, Cuitláhuac García no se presentó. El evento fue presidido por el senador suplente y dirigente nacional, Pedro Haces, quien estuvo acompañado por líderes de otros estados; por el delegado federal de la Secretaría del Trabajo, Ciro González Félix; por los diputados federales Olvita Palomeque Pineda y Fortunato Rivera Castillo; por el delegado estatal de la CATEM, Eduardo Vega Yunes; por el coordinador general del Semillero Empresarial de Veracruz, Carlos Abreu Domínguez; por el C.P. Francisco Morales Sarmiento, secretario general de la Federación de Obreros y Campesinos de Veracruz, y, entre otros, por el secretario de Finanzas del Movimiento Nacional Taxista, Ángel Morales Zamorano.

Y es que dada la poca difusión que se le dio a este acto, hubo quienes especularon que se había organizado casi en la clandestinidad para evitar actos de provocación como el suscitado el día anterior en la Ciudad de México, donde se tuvo que cancelar el Sexto Congreso Nacional de la CATEM en el que Ignacio del Olmo tomaría protesta como secretario general del comité local debido a que un grupo de choque, presumiblemente de la CTM, se presentó en el Centro de Convenciones Tlatelolco y con piedras y palos golpeó taxis y a los transportistas presentes en el evento.

Precisamente Haces Barba, quien dijo coincidir con las causas de la Cuarta Transformación que encabeza el Presidente electo Andrés Manuel López Obrador, afirmó que “en este sindicalismo donde no se venden los derechos de los trabajadores, estamos impulsando un auténtico movimiento nacional de trabajadores, que buscamos transformar el andamiaje sindical del viejo régimen que el pasado primero de julio fueron sepultados para siempre en las historia de nuestro país, y así como el partido tradicional le dio la espalda a la sociedad, esas otroras poderosas centrales también permitieron que hoy estemos aquí con un sindicalismo libre y soberano”.

Este movimiento, remarcó, “busca generar una dinámica que produzca más riqueza y se distribuya con equidad.”

Por cierto, ¿este líder sindical y empresario de Quintana Roo no es el mismo que cuando MORENA dio a conocer la lista de sus candidatos plurinominales al Senado, a mediados de este año, fue catalogado como “impresentable” por sus nexos con los desvíos de recursos del ex gobernador veracruzano Javier Duarte de Ochoa, actualmente preso en el Reclusorio Norte de la Ciudad de México, donde acaba de ser sentenciado a nueve años de prisión por los delitos de asociación delictuosa y lavado de dinero?

DENUNCIAN OBRA INCONCLUSA

 

A cuatro días de que concluya la administración del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, alcaldes de la Cuenca del Papaloapan denunciaron el incumplimiento en que incurrió la Compañía Carmo, S.A de C.V, al no concretar el tramo carretero Chacaltianguis-Tuxtilla-Tlacojalpan, lo que está afectando a miles de familias de esa productiva región.

La obra fue etiquetada por casi 30 millones de pesos, de los cuales el 30 por ciento de anticipo fue entregado por el gobierno del estado, sin que se realizara la obra.

Ante esta grave situación, los alcaldes de Tlacojalpan, Clara Luz Domínguez Vargas; de Chacaltianguis, Mayra Janeth Torres Domínguez; de Tuxtilla, Froylán Estrada Rendón, y de Carlos A. Carrillo, Francisco Molina Arrioja, solicitaron la intervención urgente de los diputados Juan Carlos Molina Palacios, del PRI, y Margarita Corro Mendoza, de MORENA, para que exijan a la SIOP que aplique las sanciones correspondientes a la empresa mencionada.

La munícipe de Tlacojalpan explicó que la economía de la región depende, en su mayoría, del sector cañero, cuya zafra, que está por iniciar, se verá gravemente afectada debido a que dicho trazo carretero sólo fue “raspado” por la Compañía Carmo, S.A. de C.V, pese a que la Secretaría de Infraestructura y Obras Públicas (SIOP) le entregó casi nueve millones de pesos de anticipo.

De acuerdo a la ficha técnica, la empresa debió ejecutar la obra de febrero a junio del presente año, pero a cuatro días de que concluya la actual administración estatal, ésta fue abandonada sin ninguna explicación.

Por su parte, la alcaldesa de Chacaltianguis, Mayra Janeth Torres Domínguez, exigió que el gobierno de Yunes Linares presione a la compañía constructora para que haga cumplir los términos y condiciones establecidos en el contrato.

Al respecto, los alcaldes de Tuxtilla y Carlos A. Carrillo comentaron que ya se reunieron con los diputados Juan Carlos Molina y Margarita Corro, en quienes tienen plena confianza de que “sabrán gestionar y presionar lo suficiente para que la empresa constructora cumpla y que así se evite un desastre económico en todos los sectores productivos de la zona.”