Todo apunta a que Marcos Even Torres Zamudio no ejercerá como Fiscal Anticorrupción del Estado y que antes de concluir el año habrá elección de la cual saldrá un servidor público ciudadano, no impuesto por el poder ni con compromisos políticos, expresó Jeremías Zúñiga Mezano, aspirante a ese cargo.

A quienes decían que la imposición de Torres Zamudio era irreversible pese a no tener la cifra mínima de 34 votos en la recién concluida Legislatura Local, les respondió que las cosas empiezan a tomar su curso y más temprano que tarde habrá un nuevo fiscal, legítimo y legal.

Incluso algunos festinaron que todos los inconformes ante la imposición de Torres por parte de la mayoría panista recibieron un revés porque se desecharon sus recursos de inconformidad, y el hecho es que ahora están a punto de tumbar el mayoriteo de quienes ahora son minoría.

“El proceso de amparo no ha concluido. En la primera instancia el juez de amparo consideró que no era él el indicado para atender nuestro asunto en el Congreso. Nos fuimos al recurso de queja al Tribunal Colegiado y éste determinó que sí es procedente el amparo y ya lo turnó a resolver.

“Este proceso es lento, yo calculo que en unos 30 días habrá una sentencia (…); hoy, en una nueva condición de conformación del Congreso del Estado de Veracruz vamos a exigirle que se le dé seguimiento a la reposición del procedimiento”, expresó Zúñiga Mezano.

Fue enfático en que nunca se dio por vencido ante la imposición de Marcos Even Torres que avalaron diputados en alianza, sumisos ante el poder estatal.

Recordó que en su momento la ahora exdiputada y expresidenta de la Legislatura  Local, María Elisa Manterola, reconoció públicamente errores humanos en el proceso legislativo en el que se designo al Fiscal Anticorrupción actual, quien por cierto no ha ejercido el cargo.

Indicó que ante ese reconocimiento público, los nuevos diputados locales pueden reponer el procedimiento y emitir una nueva convocatoria para elegir un fiscal anticorrupción, lo cual podría ocurrir antes de concluir el año 2018.

“Yo espero que este cambio se pueda dar entre noviembre y diciembre; la sentencia del Tribunal Colegiado estará antes de diciembre, de que concluya el año, y no tengo la menor duda de que se va a reponer el procedimiento.

“Tan es así que por eso ni siquiera se ha ocupado la función de la Fiscalía Anticorrupción, porque saben que el actuar ha sido ilegal, y de esta manera mejor han preferido mantenerse al margen porque reconocen que hay una situación ilegítima”; subrayó Zúñiga.

¿Y SI RENUNCIA?

El aspirante a la Fiscalía Anticorrupción no descartó otro posible escenario: que Torres Zamudio por propia voluntad y libre decisión renuncie al cargo, y dijo que no habría ningún problema para elegir a otra persona.

Para empezar, si el Tribunal concediera el amparo a Jeremías Zúñiga, se tendría que acatar esa sentencia y realizar el proceso para cumplir con la legalidad.

“Pero si él renunciara, el Congreso de Veracruz presentaría una terna y se elegiría con las 2 terceras partes de los votos de los diputados; es decir con 34 se designaría un nuevo fiscal anticorrupción”, subrayó.

Veracruz- 2018-11-0614:47:28- Heladio Castro/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO