El presidente del Comité de Participación Ciudadana (CPC) del Sistema Estatal Anticorrupción, Sergio Vázquez Jiménez, aseveró que hay una guerra sucia en su contra y por eso las acusaciones de que cuenta con despachos fachadas.

Señaló que lo anterior  obedece a su solicitud de revisar nuevamente la Cuenta Pública 2017 por las irregularidades de la pasada legislatura.

Y es que recordó que presentó una denuncia ante la Contraloría Interna del Congreso del Estado para que se vuelva a revisar la Cuenta Pública 2017 debido a que de los 400 millones de pesos de presunto daño patrimonial solamente se aprobaron 90 millones de pesos.

“Nosotros sí lo hicimos formal, pusimos una denuncia con todas las pruebas y vamos a seguir hasta sus últimas consecuencias y de lo demás qué bueno que se solicite que se investigue para que dé luz sobre la difamación que están haciendo sobre mi persona”, acusó.

Dijo desconocer  de dónde viene la “guerra sucia”, aunque consideró que puede ser de las personas aludidas con su denuncia.

“La sanción puede ir incluso hasta el desafuero de los que hoy se encuentran en el Congreso todavía, yo creo que por eso es el nerviosismo”, añadió.

De acuerdo con el auditor él ha actuado presentando denuncias ante los actos de corrupción que ha detectado, sin embargo los señalamientos en su contra se quedan a nivel mediático, por lo que invitó a cualquier interesado a proceder legalmente en su contra.

“Nadie suscribe esas notas, son notas que están en los medios pero nadie las respalda, nadie está diciendo yo soy el que tiene las pruebas. Si quieren presentar una denuncia que lo haga formalmente el interesado y nosotros podemos contradecir la información”, comentó.

En cuanto a las supuestas empresas fantasmas con las que realiza auditorías mostró imágenes que acreditan su existencia, apuntando que despachos con los que comparte domicilio, tal es el caso del despacho Sánchez Pineda.

De acuerdo con medios locales los despachos de Vázquez Jiménez no tienen domicilios, no obstante reiteró que puede demostrar que todos en los que tiene participación laboran conforme a la Ley.

Detalló que este lunes acudió a ratificar la denuncia sobre las anomalías en la cuenta pública 2017 ante el órgano interno de Control del Poder Legislativo para que continúe el proceso de revisión.

Reiteró que con la aprobación de la Cuenta Pública 2017 se echa por la borda el trabajo del Órgano Superior de Fiscalización de Veracruz al registrar 400 millones de pesos de presunto daño a las arcas estatales.

Por ello, dijo, ha solicitado que pongan a disposición 60 cajas de esta Cuenta Pública para que se revisen nuevamente al tiempo que negó que ese tema tenga un trasfondo político y que cuente con empresas fachada.

Xalapa- 2018-11-2613:55:46- Ariadna García / Jesús Ruiz/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO