Redacción 12-12-2018.- Un funcionario de la NASA que supervisó un contrato de casi 200 millones de dólares en la Instalación de Vuelos de Wallops, en Virginia, se declaró culpable de recibir sobornos y robar fondos del gobierno.

Medios de prensa informaron el martes que Steven Kramer, de 53 años, se declaró culpable el martes del fraude de 37.000 dólares, tras haber renunciado en mayo.

De acuerdo con documentos en la corte, jefe de la la Range and Mission Management Office, recibió uso gratis de la casa de vacaciones de una mujer entre el 2008 y el 2015, a cambio de ayudar a la compañía de diseño interior de ésta a conseguir un contrato en Wallops Island. La mujer ayudó a Kremer a obtener arte usando fondos del gobierno.

Documentos de la corte muestran además que Kremer usó fondos del contrato para comprarse tarjetas de regalos.

Kremer va a ser sentenciado en marzo. Su abogado declinó comentar.

La NASA no identificó a los contratistas involucrados.