Trágico fin de semana se suscitó en la congregación de las Charcas, perteneciente al municipio de Tierra Blanca, en donde dos personas murieron por impacto de arma de fuego.

Los sangrientos hechos se suscitaron este sábado, en donde pedían la presencia de los cuerpos de auxilio, ya que en la calle de acceso a la congregación de las Charcas, dentro de este municipio, había los cuerpos de una mujer y de un hombre tirados en el suelo, estaban llenos de sangre y presentaban heridas de arma de fuego.

Al acudir los elementos de la cruz Roja, ya nada pudieron hacer, ambas personas, estaban sin signos vitales, el cuerpo del hombre fue identificado como Epigmenio Avendaño Ochoa de 73 años de edad, quien tenía su domicilio en esa congregación; el otro cuerpo era de la joven Coral Ruiz Molina de 29 años de edad, también tuvo su domicilio en esa población y era de oficio ama de casa.

Todo indicaba que se trataba de un asesinato y suicidio pasional, los testigos y algunos pobladores que fueron cuestionados por los efectivos policiacos, dieron su explicación y algunos detalles de los hechos.

Se aseguró que don Epigmenio conocido campesino de esa región, tenía su familia y a su esposa, sin embargo se indicaba que presuntamente mantenía una relación amorosa con la joven de nombre Coral Ruiz Molina de 29 años de edad, ama casa que tenía una hija de doce años de edad.

Últimamente, se sabía que tenían muchos problemas y discusiones con la joven, a quien le reclamaba una relación con un muchacho del pueblo, lo cual constantemente hacia que se le escuchara decir a don Epigmenio que mataría a Coral y al joven con quien andaba y después él se pegaría varios tiros, porque no dejaría que anduviera con nadie, así transcurrió el tiempo y ahora todo indicaba que había cumplido sus amenazas.

Minutos antes de los hechos, de acuerdo a las propias versiones de los pobladores, habían visto a don Epigmenio consumir bebidas embriagantes, además de que andaba demasiado enfadado, después lo alcanzaron a ver caminando hacia la casa de la Joven a toda prisa.

Se explicó que presuntamente el campesino, sostuvo la fuerte discusión con su pareja sentimental, donde desenfundó una pistola tipo escuadra calibre 38 súper, la cual la activo en tres ocasiones hacia la mujer.

Los proyectiles se le clavaron en el abdomen a la muchacha quien cayó al suelo, sin vida, en esos instantes presuntamente el campesino empuño el arma y se la colocó en la cabeza, para dispararse en dos ocasiones, cayendo a un lado del cuerpo de su pareja, consumando este hecho sangriento.

Ambos cuerpos fueronlevantados y llevados al servicio médico forense para la práctica de la necropsia de ley.

Tierra Blanca- 2018-12-0216:09:16- Marcelino Pablo/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO