Opiniones y Comentarios

Julio Ricardo Blanchet Cruz

 jrblanchetcruz@nullhotmail.com

Si bien es cierto que la democracia que en Grecia instauró Pericles (495 – 429) en el Siglo V antes de esta nefasta y ensangrentada Era Cri$tiana, obedecía a otro contexto social muy distinto al que hoy se vive…

Razón por la cual Francois-Marie Arouet (1694 -1778) más conocido como el muy ilustre Voltaire,  opinó que este sistema de gobierno, la democracia “solo es aplicable en naciones muy pequeñas”.  Lo que el Tiempo se ha encargado de corroborar que así es…

No obstante, a pesar de que hay países que dicen gobernarse democráticamente, la realidad es muy distinta.  Ya que es imposible que exista una democracia de pobres.  La mayoría no quiere ser pobre…

Oportuno recordar las palabras de Kung-Fu Tzu (551 – 479) occidentalmente conocido como Confucio: “En un país bien gobernado debe dar vergüenza la pobreza; y en un país mal gobernado, la riqueza es la que debe de dar vergüenza”…    

En la actualidad, la inmensa mayoría de los habitantes del mundo “civilizado” vivimos una oligarquía, aderezada con importantes dosis de demagogia.  La democracia es de dientes para afuera.  La mayoría es pobre…

Y la riqueza de algunos es proporcional a su carencia interior, a la que “engañan” con dinero; el verdadero Dios al que todos le rinden pleitesía.  Y ese sí que es poderoso; y todo lo puede…

Con decirles que con él, es decir, con el dinero -el Dios al que todos le rinden- han podido comprar hasta a los representantes de otros Dioses.  ¿Cómo la ven desde ahí?  Pero regresemos al tema de la democracia y su futuro…

Que hará que se enfrenten las clases sociales.  La mayoría quiere dejar su condición de casi esclavitud; y la minoría no quiere que eso suceda.  La eterna lucha de clases que siempre se ha vivido.  Pero no entendemos…

Hace XXIII Siglos, el historiador griego  Polibio (200 – 118) dijo que “La monarquía degenera en tiranía; la aristocracia en oligarquía; y la democracia siempre termina en violencia y anarquía”.  Que es lo que ya estamos viviendo…

Que están provocando al Gobierno, es más que claro.  La pregunta es hasta dónde se puede ser prudente, si hasta frente a la propia casa van a invadir la privacidad del Presidente…

Aunque Donatien Alphonse FrancoisMarques de Sade (1740 – 1814) dijo que “La tolerancia es la virtud de los débiles”, ésta debe de tener un límite; aunque sea acusado de intolerante…

Los cierres de carreteras y el secuestro de personas, sean quienes sean, no debe de permitirse.  Y es función del gobierno el mantener el orden…

Solo que si los manifestantes son reprimidos, los hipócritas -lo más probable es que sean los mismos quienes por debajo del agua manejaron las protestas- con el reprobable hecho de amalgamar militares con policías, gritarán de nueva cuenta la militarización del País…

Por si alguien lo dudaba, nada está fácil para el nuevo Gobierno; y menos cuando a la oposición se ha sumado la siempre advenediza legión de depravados pederastas que conforman el Estado Vaticano.

Y nos vemos mañana, si el Sol me presta vida.