El anuncio no es nuevo, en su tiempo como alcalde lo anunció Américo Zúñiga, pero quedó como simple ocurrencia, ahora lo reactiva Cuitláhuac García y lo amplía hasta Rafael Lucio, al igual que AMLO hizo con el Tren Maya aumentando su kilometraje original de 800 a 1, 500 kilómetros. Para este proyecto (se supone que ya existe tal documento), Cuitláhuac convoca a ingenieros, arquitectos y empresarios para “concretar el proyecto”. Cuando lo esbozó Américo se despertaron dudas sobre la factibilidad económica de ese Tren Ligero, esbozado como parte de un plan para la movilidad en la región, y está por demás emitir opinión al respecto mientras no se conozcan sus alcances, su financiamiento, la rentabilidad del proyecto y el servicio que pretende prestar a la movilidad regional. Mientras, no va más allá de ser el anuncio de un proyecto, del cual no conocemos sus números.