En su conferencia de ayer el presidente López obrador aseguró que la empresa Modelo perdió un pleito legal en la devolución de miles de millones de pesos que requería por pago del impuesto de la renta. Pero la empresa de inmediato se deslindó del asunto y por medio de oficio aclaró que la solicitud de devolución la formularon ex accionistas de la empresa. Así lo reconoció hoy el presidente y apechugó el golpe de la rectificación con un comercial al atribuir la negativa de la Corte como un éxito de la actual administración dejando en el aire la sospecha de que en el pasado se hubiera pagado ese dinero, pero gracias a la Corte, que es la que decidió la negativa, se impidió.  Y ya sabemos que toda verdad a medias es mentira.