No se requiere de mucha ciencia para deducir que en materia de territorio y población ni Guerrero, Oaxaca y Chiapas son semejantes a Veracruz y que, por lo mismo, levantar el censo de bienestar debe corresponde a las variables de cada entidad. Sin embargo, fue dura la reprimenda de AMLO al súper Delegado Manuel Huerta y el poco deferente trato que le concedió en la despedida, lo cual debe tenerlo preocupado porque en el servicio público lo importante son los resultados, no las explicaciones. Ahora, Manuel Huerta podrá percatarse del valor que guarda una relación parasimpática con los medios, a los que ha ignorado con olímpica prepotencia menospreciando su valía. Muy distinto hubiera sido el enfoque y la difusión de la reprimenda presidencial si otra fuera su relación con los medios.