Viernes contemporáneo
Por Armando Ortiz

Primero fue compañero de baile de Cuitláhuac García, por ello el gobernador lo hizo presidente de la Junta de Coordinación Política en el Congreso de Veracruz; ya ve usted que todo el que le baile, fascina al gobernador. Como presidente de la Junta de Coordinación Política sólo ha dividido, sólo ha buscado su propio beneficio y su manera de operar ha quedado en evidencia. A Juan Javier Gómez Casarín, conocido en el bajo mundo como “El Carón”, lo describe el diputado Magdaleno Rosales Torres como un pelele de Éric Cisneros Burgos, secretario de Gobierno: “El tema real de todo lo que pasa es que el secretario de Gobierno, Éric patrocinio Cisneros tiene metidas las narices en el Congreso del estado. Lo denuncié en su momento. Hoy esto es lo que pasa, Gómez Casarín es un pelele del secretario de Gobierno”. Lo denunciado por el diputado de Morena era un secreto a voces, aunque el “porro de Palacio” lo quiera negar. Ahora no sólo diputados de oposición acusan la intervención de Patrocinio Cisneros en la vida legislativa del Congreso, ahora también un diputado de Morena tiene el valor de decirlo. Y así deben de salir otros, y otros a denunciar a un sujeto que desde muchos frentes sólo ha cometido errores y agravios en contra de los veracruzanos. Sabemos que en su estulticia Cuitláhuac García no nos va a dar el gusto de correrlo; entonces que pague las consecuencias por esa estulticia.

Rebelión en la granja; Magdaleno Rosales, denuncia ingobernabilidad en el Congreso

Es el diputad de Morena Magdaleno Rosales Torres, del distrito de Medellín, el que valientemente se atrevió a denunciar lo que está pasando en el Congreso. Entrevistado en su distrito el diputado dijo que a Gómez Casarín, presidente de la Junta de Coordinación Política del Congreso del estado, se le ha ido de las manos el Congreso: Los aliados que ya tenían, la bancada PRI-Verde, PRD-Movimiento Ciudadano y dos o tres diputadas del PAN que el presidente de la Junta de Coordinación Política presumía que traía, hoy le dan la espalda al presidente a Gómez Casarín porque le ha faltado capacidad de conciliar, de unificar a los diputados”. Magdaleno Rosales señala que a él mismo se le ha señalado de traidor, sin embargo, él no está en la lista de los 19 diputados que ante notario público declararon su voto en contra de los dos juicios políticos en contra de Jorge Winckler. El diputado de Morena dice que en el Congreso hay ingobernabilidad, “somos la burla de tomo México. No es posible que el gobernador nos quiera traer como niños de kínder. El tema de Winckler es una bandera que tomaron los diputados para que el gobernador voltee a verlos, para que respeten a los diputados, porque en el Congreso hay diputados de primera y de segunda”. Magdaleno Rosales dice que los que pasa en el Congreso de Veracruz él ya lo ha dicho en las asambleas del partido a nivel nacional. Pero al parecer a Morena en el centro del país no le importa que su partido se manche de corrupción, deshonestidad y traición a los ciudadanos.

Reyes Peralta, aficionado a las derrotas; ya no saca ni a un borracho de los separos

El que ya debe estar próximo a retirarse es el abogado Jorge Reyes Peralta, quien dijo que no aspiraba a ser fiscal del estado y que llevar el juicio político en contra de Winckler era, en parte, para promocionar el bufete jurídico en el que también trabaja su hijo. Pues vaya publicidad para ese bufete, pues Jorge Reyes Peralta sólo ha conocido derrotas por parte del abogado Jorge Winckler. El abogado conocido como “Mariposa” no le gana una a Winckler, no le ganó una a Yunes Linares ni siquiera pudo evitar que, como él dijo, Maryjose Gamboa fuera diputada; bueno ya hasta la reeligieron. Reyes Peralta presume ser un gran abogado, pero la verdad, después de tanta derrota, ¿quién se atrevería a dejar un caso en sus manos? Eso sí, el abogado “Mariposa” es muy bueno para manipular a los medios, para salir en las primeras planas con sus declaraciones falsas que los medios estultos toman como verdaderas. “El Congreso tiene facultad para destituir a Winckler una vez que se aprueben los dictámenes del juicio político”, dijo en alguna ocasión y todos le aplaudieron. Al parecer Reyes Peralta no saca ni a un borracho de los separos. Tanta fama que le dio Fidel, tanta fama que le dio Duarte y ahora, después de tanta derrota, queda claro que siempre fue un pobre diablo.

Armando Ortiz

aortiz52@nullhotmail.com