2019-02-0110:57:58- Agencias

 

Partido muy duro el que vivió Garbiñe Muguruza ante la jovencísima Dayan Yastremska. La hispano-venezolana quedó eliminada por la ucraniana, de tan solo 18 años, en los cuartos de final del torneo de Tailandia en dos sets (7-6 y 6-1). El nerviosismo de Muguruza era evidente, tal y como se vio cuando, al no poder levantar una quinta bola de set, rompió su raqueta contra la pista.

 

Sin embargo, fue en la segunda manga cuando toda la frustración salió a flor de piel. Perdiendo 4-1, Garbiñe solicitó la asistencia de su entrenador, el francés Sam Sumyk. Éste comenzó a darle instrucciones, pero viendo como su pupila no le dirigía la mirada en ningún momento, estalló.

 

“¿Me estás escuchando?”, preguntó Sumyk, a lo que la tenista respondió marchándose a la pista, sin interactuar con él en ningún momento. El técnico galo decidió calmar los nervios animándola: “¡Sigue, sigue…!”.

 

Finalmente Muguruza perdió el partido, quedó eliminada ante la número 47 del ránking WTA -la clasificación mundial del tenis femenino- y, para colmo, sumó un nuevo capítulo a su complicada relación con Sumyk, la cual ya ha dejado varios momentos de tensión.

 

 

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO