En este espacio pusimos en duda la postulación de Miguel Ángel Barbosa como candidato de Morena al gobierno de Puebla anunciado en ese entonces por Yeidkol Polevnesky la dirigente formal de ese partido. Fundábamos nuestras dudasen la muy reciente muerte de la gobernadora en funciones y su pugnaz enfrentamiento poselectoral. Sin embargo, la instrucción para esa candidatura se mantuvo inalterable y, al menos aparentemente, Barbosa tiene camino despejado para ganar la elección del 2 de junio, pues el PAN luce desconcertado y sin capacidad competitiva, qué decir del PRI y del PRD que ni fu, ni fa; o más bien fuu.