Desde septiembre de 2018 se cuenta con un Atlas Nacional de Vulnerabilidad al Cambio Climático a nivel municipal, que es público y con el que se puede medir el riesgo a inundación, deslaves o enfermedades transmitidas por vector.

El subdirector de variabilidad de cambio climático del Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático (INECC) de la Semarnat, Yusif Salib Nava Assad, dijo durante la presentación del Atlas Nacional de Vulnerabilidad al Cambio Climático en la USBI que esto solo es el inicio, debido a que se actualizará constantemente y generará recomendaciones particulares para problemáticas diversas.

“Donde se aborda en problemáticas específicas que se tratan de atender para poder dar posibles medidas de adaptación. Es a nivel nacional donde la información está especificada por municipio, del más al menos vulnerable”, señaló.

En ese tenor señaló que este trabajo no es solo del INECC sino que también colaboran las distintas dependencias que cuentan con datos y que brindan información necesaria como la Sagarpa, INEGI y algunos otros.

Asimismo refirió que toda vulnerabilidad que miden se encuentra relacionado al clima, debido a que está enfocado al cambio climático.

Precisó que miden seis tipos de vulnerabilidad que es a inundación, deslaves, enfermedades transmitidas por vector, inundación a la ganadería extensiva y también estrés hídrico al sector de la ganadería extensiva y a la parte forrajera.

Ariadna García/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO