Redacción.- En su último informe sobre perspectivas globales, la agencia calificadora revisó a la baja su estimación de expansión del PIB mexicano en 2019, a 1.6% desde un 2.1% previo.

En 2018, la actividad económica del país se desaceleró más de lo esperado en el cuarto trimestre y cerró con una expansión del 2% en todo el año, lo que nubló las perspectivas de crecimiento y llevó al banco central a reducir su pronóstico para este año.