Ciudad de México- 2019-03-0512:15:00- El Financiero

 

La confianza del consumidor rompió un récord histórico, al alcanzar su mayor nivel desde que el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) tiene registros (2001), al reportar un incremento mensual de 5.94 puntos durante febrero, lo que ubicó al respectivo índice en los 119.88 puntos.

 

La cifra reportada por el instituto este martes superó ampliamente al pronóstico esperado por el consenso de analistas consultados por Bloomberg, que anticipaban que se ubicaría en los 111 puntos.

 

Mexicanos dan ‘voto de confianza’ a economía del país

 

El ascenso ‘meteórico’ que se ha observado en la confianza del consumidor se remonta a julio del 2018, fecha en la que aconteció la jornada electoral para elegir presidente de México por los próximos seis años.

 

En tan solo ocho meses, los consumidores mexicanos incrementaron su confianza en 17 por ciento y una gran parte de este aumento se debe a su optimismo económico en el país.

 

De acuerdo con el órgano estadístico, el mayor ‘espaldarazo’ de confianza se puede visualizar al momento de preguntarle a los mexicanos sobre la condición económica que tendrá el país dentro del próximo año, ya que durante el último mes, el optimismo creció 4.1 por ciento respecto a enero, lo que ubicó a su respectivo índice en su mayor nivel desde abril de 2001 con 133.98 puntos.

 

El panorama actual también ‘pinta’ más optimista, ya que al preguntarle a los encuestados, ¿cómo considera usted la situación económica del país hoy en día comparada con la de hace 12 meses?, los niveles de confianza ascendieron en 11.6 por ciento respecto a enero, lo que estableció a su índice en los 121.05 puntos.

 

Confianza en la economía del hogar es más cautelosa

 

En relación con la situación económica del hogar, la confianza también ha mostrado incremento, aunque de una forma más moderada.

 

Al momento de preguntarle a los hogares mexicanos sobre su situación económica actual, los niveles de confianza se elevaron 2.4 por ciento respecto a enero, mientras al tratar de imaginar como visualiza la situación económica de sus viviendas para el próximo año, los mexicanos también mejoraron su optimismo en 2.5 por ciento a tasa mensual.

 

Ante las posibilidades adquirir bienes duraderos como electrodomésticos, televisiones, estufas, licuadoras, entre otros tipos de aparatos, el panorama también luce alentador, ya que tan solo en febrero, la confianza para adquirir este tipo de bienes aumentó 9.1 por ciento, por lo que de acuerdo con el Inegi, no se había alcanzado este grado de optimismo desde marzo de 2006.

 

Para Juan Carlos Alderete, economista sénior de Grupo Financiero Banorte, durante los próximos meses consideran que la confianza del consumidor permanecerá elevada.

 

“Dada su reciente fortaleza, nuestra expectativa de que ya había alcanzado su máximo del ciclo se ha tornado más incierta debido al soporte que las condiciones políticas han otorgado al sentimiento. No obstante, en el muy corto plazo no podemos descartar un ligero regreso ante el impacto de los recientes choques transitorios y señales de una desaceleración global y local”.

 

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO