Veracruz- 2019-03-2108:31:52- Josefina Lugo

 

José Alexander tenía el sueño de ser portero profesional con los Tiburones Rojos de Veracruz, su equipo de futbol.

 

Las malas condiciones de las unidades deportivas de Veracruz frustraron ese sueño.

 

El pequeño de 8 años de edad murió luego de que le cayera en la cabeza una portería en mal estado, que se localiza en la Unidad Deportiva “Sinforiano Vela Vélez”, del puerto de Veracruz.

 

La estructura le provocó una grave lesión y tras casi dos días de agonía, perdió la vida.

 

El tubo que accidentalmente cayó en la víctima tenía una rebaba de metal, la cual se le incrustó en el cráneo, según el reporte médico.

 

Los hechos ocurrieron alrededor de las 13:30 horas del pasado domingo en la Unidad Habitacional Río Medio, al norte de la ciudad de Veracruz, cuando José Alexander jugaba futbol con su padre Orlando Alfaro.

 

La falta de mantenimiento a la portería, y a todo en centro deportivo, provocó que ésta se viniera abajo.

 

“Lo trasladamos a la Cruz Roja y luego lo trasladamos al Hospital Naval y pues nuestro hijo falleció ayer a las 09:40 horas”, refirió el papá del infante.

 

Aseguró que al momento del accidente, la zona de la estructura dañada no estaba acordonada, por lo que tanto él como su hijo desconocían el riesgo que corrían al estar tan cerca.

 

Uno de los extremos de la portería apenas estaba amarrado a un mecate, mientras que del otro lado se le colocó una llanta a la base para generar un contrapeso. Pero nada sirvió para evitar el accidente, reconoció el padre.

 

Responsables

 

Los vecinos acusan directamente a los administradores de la Unidad Deportiva y al Ayuntamiento que encabeza Fernando Yunes Márquez, los primeros porque amarraban las porterías y dejaban jugar en dichas condiciones con tal de seguir cobrando el arbitraje, y el segundo por mantener así las canchas deportivas del municipio.

 

La mañana de este miércoles la familia acudió al palacio municipal de Veracruz, ya que el Ayuntamiento se comprometió a pagar los gastos funerarios.

 

 

AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO