No podía decir otra cosa…

Opiniones y Comentarios
Por Julio Ricardo Blanchet Cruz

A pesar de que se pueda poner en tela de duda, tal vez el Presidente no lo sabía -como ayer se expuso en este mismo espacio- pero toda vez que no podía aceptar que lo expuesto por el PRI es cierto; finalmente no podía decir otra cosa más que: “No hay orden para abuchear a los gobernadores de oposición”

Y no la habrá; pero así ha sucedido.  Y de seguir así las cosas, puede llegar el día que lo abucheen a él; como seguramente sucedería si se le ocurriera volver por los lugares donde la gente ni creé en su palabra, ni en su “consulta” sobre la termoeléctrica que antaño combatiera…

Pero como pagar es corresponder.  No vaya siendo que en alguno de los Estados que todavía operan bajo las siglas del PRI.  Y se pone que operan bajo las siglas, en vez de gobierno, porque la política en México opera como los cárteles, no como Partidos.  Pero regresemos…

No vaya siendo que al que abucheen sea a él; y el respectivo Gobernador conmine a los ahí reunidos a que respeten al señor Presidente.  Y si cada vez que fuese a esos Estados gobernados por la hoy oposición, sucediera lo mismo, no son pocos los que pensarían que iban acarreados y con consigna por parte del Gobierno…

Y ya que se toca el tema de que pagar es corresponder, cabe pensar en qué sucedería si nos olvidáramos todos de religiones y mandamientos, que nuca han servido para nada; como perfectamente visto está…

El mundo humano, conformado por individuos de diferentes clases y su eterna lucha, es un auténtico caos de diferentes depredadores, en el que todos van tras lo mismo: el dinero…

Qué pasaría si echáramos al cesto de lo no reciclable a las religiones -todas- junto con sus representantes y guías.  Dejando atrás todas esas normas y mandamientos que so pena de castigo se violan, porque mediante el dinero se perdonan…

Si en vez de tantos rituales y patrañas con las que deforman el sentido común de los niños al obligarlos a aceptar como verídico lo que es imposible.  Si en vez de la falsa información se les “adoctrinara” para que grabaran bien en su mente que en esta vida todo se regresa; a querer o no…

Y nos enfocáramos a cuidar que las juventudes lo entendieran bien para que crecieran que aquí no hay perdón que valga; seguro que creyendo que pasaran impunes no haríamos muchas cosas de las que hacemos.  Como saquear a la Nación…

Dicen los enterados que de este mundo nadie se va debiendo nada; que de alguna manera todo se cobra y se paga; y en veces se paga donde más duele…

Y viene a colación por la muerte por enfisema -debe de haber fumado mucho, pues era muy joven para padecer esa enfermedad- de Rodrigo Riobóo Talayero de 38 años, hijo del primer matrimonio de José María Riobóo, el contratista consentido del actual Gobierno federal.

De salida…

No conforme “Juanito de Venezuela” con el rotundo fracaso político-musical de su “ayuda humanitaria” desde Colombia, que movilizó hasta parte de la flota norteamericana, aderezada de amenazas tan terribles…

A su regreso a Caracas, cobijado por una decena de embajadores, representantes de varios países y empresarios, convocó a un paro escalonado de los trabajadores del sector público, que fue propuesto, según él, por los propios sindicatos con quienes ya se entrevistó…

El caso es que quien es apoyado por los EE.UU. y su cofradía de naciones castradas, en su discurso de regreso se ha vuelto socialista.  Y sin rubor alguno, dijo: “Vamos a trabajar por los contratos colectivos, por el salario, por sindicatos libres y autónomos”  “Aunque Usted, no lo crea”.

Y nos vemos mañana, si el Sol me presta vida.

jrbcdiariolibertad@gmail.com

Comentar

Botón volver arriba
Shares
Cerrar
Cerrar