Si hubo abucheos para AMLO, algo se tendrá que corregir

La opinión general es que Andrés Manuel López Obrador está haciendo las cosas bien. Su proyecto de nación es compartido por millones de mexicanos que le siguen dando su aval. Su popularidad está arriba de un 80%, los mexicanos creen en él. Sin embargo, existe un grupo de mexicanos que están conscientes que a AMLO no le firmaron un cheque en blanco; también son millones, pero no tantos como los que se entregan en cuerpo y espíritu al presidente de México. Estos mexicanos se han dado cuenta que López Obrador no puede estar en cada Secretaría, en cada subsecretaría, en cada dirección o subdirección de gobierno. Son miles los que se están pasando por el arco del triunfo las disposiciones, los lemas y los preceptos de la Cuarta Transformación. En los estados donde gobierna Morena están así. Los diputados y los miembros de los gabinetes estatales no entendieron que la Cuarta Transformación implica no mentir, no robar, no traicionar; implica desterrar prácticas como el nepotismo y el influyentismo. AMLO no se ha dado cuenta o no se quiere dar cuenta, pero llamados de atención ha tenido. En Veracruz abuchearon a su gobernador, en el estadio de los Diablos Rojos lo abuchearon a él. No se trata de ser tan simplista y decir que un grupo fifí de la mafia del poder es responsable de los abucheos, no se trata de ser tan simple como decir nosotros somos más, algo se tendrá que corregir, y si no lo entiende López Obrador, entonces que espere más abucheos.

Es más factible que te secuestren en Veracruz que en el Edo. de México; 20 secuestros en Edo. de México, en Veracruz 57 tan sólo en febrero

¡Qué envidia! En Chiapas, Campeche, Yucatán y Baja California Sur no hubo un solo secuestro, mientras que en Veracruz hay reporte de 57 secuestros. De hecho, Veracruz es el primer lugar de secuestros en el mes de febrero, la entidad que le sigue es el Estado de México, con 20 secuestros. Es decir, es más fácil que lo secuestren a uno en Coatzacoalcos, Xalapa u Orizaba, que en Ecatepec, Valle de Chalco o Naucalpan. Xalapa en febrero tuvo 17 casos de secuestro, y con este número supera a 30 entidades de la República. Después de Veracruz y del Estado de México la entidad con más secuestros fue la Ciudad de México con 12, lo mismo que Tabasco; sola Xalapa tuvo 17 casos de secuestro. Pero ya pasó febrero, ya estamos terminando marzo y se espera que los índices disminuyan, esperamos que las estrategias efectuadas por el gobierno den resultados. Los veracruzanos exigen inmediata atención a este que es un flagelo que obliga a vivir con miedo; ya ni siquiera dentro de nuestros domicilios estamos seguros, pues de ahí han ido a sacar a algunas víctimas. No podemos esperar los dos años que el gobernador Cuitláhuac García puso de plazo para empezar a ver resultados, queremos un veracruz seguro ya.

El sur de Veracruz arde, un día asesinan a tres chambelanes de fiesta de quince años, otro día a un padre en el cumpleaños de su hijo

Los niveles de violencia en el estado han alcanzado niveles inhumanos. Hace unos días nos enteramos del artero asesinato de tres jóvenes, uno de 11 años, otro de 16 y uno más de 22. Estaban ensayando el bailable de unos quince años pues habían sido escogidos como chambelanes. Al parecer el comando que los acribilló iba por otro sujeto quien finalmente se resistió y fue dejado con balazos en las piernas y el abdomen. Pero los tres chambelanes murieron, dos menores de edad y un adulto; esto fue en Cosoleacaque, Veracruz. A unos cuentos minutos de ahí, la tarde de este domingo, en Coatzacoalcos, un padre preparaba la fiesta de cumpleaños de sus hijos cuando varios sujetos armados acudieron a su domicilio y lo asesinaron enfrente de su familia. Se dice que el sujeto asesinado tenía algunos actos delictivos en su cuenta y que por ello se había ido a Cancún donde trabajaba de albañil. Pero tenía una semana de estar en Coatzacoalcos precisamente para el cumpleaños de su hijo. Al parecer el sujeto, de nombre Fernando de Jesús era consciente del peligro que corría por lo que ni siquiera salía de su casa, a pesar de tener una semana en el puerto. Pero lo cazaron y entraron a su domicilio a asesinarlo. Es lamentable lo que está sucediendo en la zona sur de Veracruz, donde al parecer, la guerra no ha terminado. No por nada Coatzacoalcos ha sido agregada como una de las ciudades más violentas de México, una ciudad que pronto quedará desolada por la emigración de sus habitantes que prefieren dejar su terruño a ser víctimas de algún criminal.

Armando Ortiz                                                           aortiz52@nullhotmail.com