Agencias/Sociedad 3.0 Xalapa, Ver. 27 de abril 2019

 

Para la delegación nacional e internacional de organizaciones civiles que participaron en la evaluación de México ante el Comité contra la Torturas de la Organización de las Naciones Unidas (CAT, por sus siglas en inglés) la respuesta que el Estado mexicano dio en torno a la situación de ese delito en el país fue decepcionante.

Lamentaron que los representantes del gobierno de Andrés Manuel López Obrador “hayan negado la gravedad y extensión de la práctica de tortura y otros malos tratos”. Y subrayaron que un primer paso para combatir ese flagelo es que el Estado reconozca públicamente el alcance de ésta y de la impunidad además de poner freno a la estigmatización de las víctimas.

 Este viernes se realizó en esta ciudad la segunda y última audiencia pública en la evaluación de México ante el CAT, esto en el marco el 66 periodo de sesiones de esta instancia internacional, conformada por diez expertos independientes.

Una vez concluida la audiencia, dieron a conocer un pronunciamiento en el que expresaron su preocupación por la actitud de los representantes del Estado de no reconocer que la tortura es una práctica generalizada, así como por “la vaguedad” y falta de datos públicos y desglosados en las respuestas proporcionadas.

 

 

Con información de Vanguardia