Opiniones y Comentarios

Julio Ricardo Blanchet Cruz

diariolibertad@nullgmail.com

 

Más allá de ideologías políticas, religiosas, deportivas o éticas, aquí y en China; quien por cierto que acabará derrotando a EE.UU. en la guerra comercial que han emprendido en una especia de subasta para saber quien fastidia más al otro; la lana es la lana…

Y aunque sin duda alguna que el agarrón comercial va a perjudicar a las dos grandes Potencias -y a muchas otras naciones- finalmente ganará el Coloso de Oriente.  Cuna de hombres ilustres que han marcado la Historia de la Humanidad; y de grandes genios que han aportado al mundo inventos que hasta hoy se utilizan…

Pero sobre todo, el pueblo chino es estoico y profundamente nacionalista.  Son gente que nunca pierde sus raíces.  Y del Imperio que antaño fue, ha resurgido, diríase que milagrosamente, si no es por lo conocidamente laboriosa que es su gente…

Por el contrario, el pueblo yanqui no es muy dado a sufrir.  Por lo que apenas comiencen a resentir las consecuencias por la escasees en incontables artículos, piezas y refacciones, se le van a ir al cuello al abominable Hombre del peluquín…

La primera que lo trae ya enjabonado es Nancy Pelosi; que hará lo que tenga que hacer para que Trump no se reelija.  Y como “Las mujeres, o son mejores o son peores que los hombres, pero nunca iguales”, como decía Napoleón (1769 – 1821) el futuro del todavía Presidente de la Unión Americana, no se ve muy halagüeño que digamos

 

A no dudar, que las consecuencias económicas que se esperan por el pleito con China, le vendrán como anillo al dedo a la poderosa demócrata líder de la Cámara de Representantes para descalificarlo, y dejar que caiga por sí solo, en vez de iniciar un juicio para retirarlo del cargo

Impeachment, término de origen anglosajón que se refiere a un proceso de revocación de mandato o de destitución hacia un mandatario, que se puso de moda con el caso de Dilma Rousseff la Presidente de Brasil a la que destituyó el sionismo…

Pero el término les ha caído muy bien a algunos periodistas fifíes, es decir, nacidos en el mundo fifí, que al utilizarlo se sienten muy “acá” y por eso no lo sueltan.  Pero es lo mismo…

Al que también ya dan por muerto, es al gobernador de Veracruz, Cuitlhuac García, solo que a él no le van a hacer su proceso de destitución, sino que van a esperar a que cumpla dos años para que el senador Ricardo Ahued Bardahuil lo sustituya…

Ya que si lo mueven antes de los dos años tendría que haber elecciones; y los morenazos no están muy seguros que puedan ganar la contienda.  Pues al contrario de lo que pasaba en el PRI, cuando la caballada andaba muy flaca…

En el caso de los morenos la caballada está bien gorda.  Empezando por el súper delegado Manuel Huerta, quien dicen las malas lenguas que así come porque se está preparando por ir a Japón a entrenar con los luchadores de zumo, porque ya le dijo el Secretario de Salud, el doctor Ramos Alor, que tiene que bajar de peso…

Por cierto que todavía no se cumplen los dos años para deshacerse del Gobernador, ni han designado a Ricardo Ahued en su lugar, y ya le están poniendo peros al Senador porque no es nacido en la Estado, nació en Hidalgo…

Cuando no sería el primer Gobernador veracruzano que no hubiere nacido en el Estado.  Pero lo cierto es que nada les acomoda porque todos quieren el lugar que todavía ni siquiera está vacante…

Cabe señalar, que en Veracruz es muy frecuente, por no decir que, a no ser por las excepciones, es casi la regla que los opositores al gobierno hagan correr el rumor de que el Gobernador o los Alcaldes ya se van -o se los llevan a la Capital- y nada de eso sucede…

Hay uno que se llama David Varona que, influenciado tal vez por Agatha Christie (1890 – 1976) saca unas historias, dando pelos y señales como si él hubiera estado presente, que no se las puede creer ni él mismo que las inventó.  Pero parece que el individuo se divierte con tomarle el pelo a unos cuantos…

Pero regresando con los veracruzanos.  Han aguantado a Miguel Alemán, a Javier Duarte de Ochoa y al bilioso represor Miguel Ángel Yunes, y no ha pasado nada.  Por cierto, que al que ya le piden que regrese es a Fidel Herrera; pues bien o mal, pero mantenía en orden al Estado…

Dicen que estaba arreglado con los “Zetas”.  Pero si esa es la solución; pues se están tardando.  Porque la disyuntiva es tal que, o se legalizan las drogas, todas -que sería lo mejor que pudiera pasar- o se arreglan con los cárteles para que limpien a México de la delincuencia común…

De otra manera, la inseguridad, que no se va a acabar -ni siquiera atemperar- con la Guardia Nacional, va a determinar el fracaso de la presente administración.

Y nos vemos mañana, si el Sol me presta vida.