Sociedad 3.0

Vecinos de la colonia Obrero Campesina se quejan de que desde hace 10 días se encuentran sin agua potable, primero debido a que el personal de la Comisión Municipal de Agua y Saneamiento supuestamente reparaba una fuga.

Después de cuatro días sin que cayera el vital líquido, finalmente ésta llegó un día, pero los siguientes cinco días han vuelto a estar sin gota, relata la señora Portugal, vecina de ese rumbo:

“Quienes pagamos agua comercial por la necesidad de los negocios tenemos que estar comprando agua en botellones lo cual implica un gasto excesivo y una pérdida de tiempo en detrimento del servicio. Hablo a CMAS y “todos sus ejecutivos están ocupados por el momento”

“Sí tenemos una época de estiaje, pero la organización y distribución dejan mucho que desear en esta administración. Agradezco su atención”, finaliza la desesperada empresaria.