El director general de agricultura, de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario, Rural y Pesca, Enrique Reyes Altamirano, advirtió sobre la posibilidad de que el fenómeno climático de “el niño” afecte este año a la región.

Dijo: “el pronóstico climático es igual al del año pasado; este año se supone que va a afectar ´el niño´, entonces los ciclones se van hacia el pacífico, no en el atlántico que son los que nos beneficia a nosotros; si fuera niña, todos los ciclones se pasan al Atlántico que son los que entran al golfo”.

El funcionario de gobierno estuvo en Minatitlán, en donde presidió la entrega de apoyos económicos a 1 mil 699 productores de maíz, afectados por el frente frío presentado en octubre pasado, a los que entregó 2 millones 398 mil pesos en total. Y destacó que este año se va a asegurar la mayor parte de la superficie del estado y la mayoría de los cultivos, ya que se esperan condiciones climáticas similares al del año pasado y por eso se tomarán precauciones.

Comentó a los medios que se está promoviendo un seguro al ingreso, que pudiera ser cubierto por el gobierno municipal, gobierno estatal y por los propios productores, con la ventaja de recuperar el posible ingreso que se iba a obtener o lo que se haya invertido en el proceso de producción, “porque el seguro catastrófico es una ayuda parcial que no le repara todo el daño al productor en el caso de pérdidas totales, sino le sirve nada más de apoyo a una recuperación parcial de sus daños”.

Otra parte que está trabajando la Sader –dijo- es adoptar prácticas productivas y culturales “que nos permitan convivir con este cambio de clima; estamos viviendo el cambio climático; a nivel mundial se acepta que un grado ha variado la temperatura; en otros casos, en promedio son dos grados; entonces tenemos que enfrentarnos a esos cambios”.

Entre esas prácticas mencionó que se necesita conservar la mayor cantidad de agua de lluvia que se pueda, en represas y ollas de agua, y el ganadero “debe ir conservando forraje para este época de estiaje; tienen que hacer silos de pastel, de trinchero, en bolsas y cuidar el agua; implica todo una cultura el cuidado del agua y el riego tiene que ser presurizado”.

Marthin Ruiz Urbieta/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO