Opiniones y Comentarios

Julio Ricardo Blanchet Cruz

diariolibertad@nullgmail.com

 

 

Cuando el Presidente López Obrador dijo que les quitaría las prerrogativas a los expresidentes y los llevaría a juicio, cosechó muchas simpatías; mismas que se multiplicaron cuando cumplió lo primero -aunque a medias, pues seguimos pagando para que inmerecidamente cuiden a dos chillones-…

Después dijo que sometería a votación si los sentaba o no en el banquillo de los acusados -hoy se dice que les abriría una carpeta; pero en el fondo viene siendo lo mismo-…

Solo que esa consulta pasó a formar parte del sueño de los justos, pues ni a mano alzada la llevó a cabo.  Pero curiosamente, siendo un tema tan importante para la sociedad y la confianza en un cambio verdadero, todo se calló…

Tal vez pensando, acertadamente, que de ser llevados a juicio, con toda seguridad que sus amigos Ministros de la SCJN, comprometidos con ellos por haberlos “propuesto”, los sacarían de los apuros y nada les pasaría…

Excepto que quedarían aboyadas sus dignidades; pero aunque sus descendientes sean socialmente estigmatizados, eso no parece que les importe mucho; pues viven rodeados de serviles en un mundo donde lo que más hay, es falsedad…

Sin embargo, hoy parece que las baterías están enfocadas en Enrique Peña Nieto; pues todo indica que si hay voluntad política y va en serio, lo pueden agarrar con el caso de la corrupción imperante en PEMEX…

Pero no solo ahí; pues donde le escarben encontrarán que todos los caminos de dineros desviados y mal habidos iban hacia Los Pinos.  Por cierto que la SCJN, revocó el impedimento para que la Fiscalía de Chihuahua pueda actuar en contra de Peña Nieto; pero solo por delitos cometidos en el Estado…

 

Se escuchó por ahí que el ex presidente pensaba declararse culpable de todos los delitos habidos y por haber; y que además se iba a convertir en testigo protegido para obtener una sentencia de cadena perpetua…

Pero que la cumpliera en arraigo domiciliario, pues obtendría dos beneficios para él de suma importancia.  Primero.-  No tendría que salir a la calle y aguantar todo lo que la gente le iba a decir…

Tanto los chairos por haber dejado al País como está, ocasionándole dolores de cabeza al Ganso Mayor; como los fiís, por haberle dejado el negocio a Morena. Y segundo.- se podría pasar todo el resto de su vida, con la “rorra” por la que mandó a volar a La Gaviota…

Pero uno de esos pocos amigos que se tienen a través de la vida, le mandó un disco de José – José que dice que “hasta la belleza cansa”; y parece que mejor le va a hablar a sus cuates.  Así que lo mismo y es puro rollo y aquí no va a pasar nada.

Y nos vemos mañana, si el Sol me presta vida.