Autoridades ministeriales fueron notificadas sobre el deceso de un bebé de un mes de nacido quien presentaba un síndrome denominado prune belly o vientre de ciruela, extraño trastorno caracterizado por la ausencia de pared abdominal.

Personal médico del hospital “General Miguel Alemán González” de Oluta – Acayucan, detalló a las autoridades ministeriales que hace un mes una joven de 23 años tuvo al bebé, que desafortunadamente nació con ese trastorno congénito, por lo que tenía que ser canalizado y estar bajo rigurosa observación médica.

Fue hasta este viernes, cerca de las 11:30 hora, que nuevamente acudió la joven junto con su esposo Eduardo Aquino Valencia, vecinos de Oluta, y refirieron al personal médico del hospital, que el bebé presentaba complicaciones.

Lamentablemente el bebé ya no contaba con signos vitales cuando fue ingresado al área de curaciones e infecciones.

La Fiscalía del distrito de Acayucan, determinó certificar el deceso del bebé por la enfermedad que presentaba. Una empleada del hospital, quien reservó sus generales, dijo a Imagen del Golfo, que es poco común que se registren este tipo de trastornos congénitos, tampoco abundó sobre las causas que lo originan.