En el Congreso del Estado nuevamente se aplazó la discusión de las reforma al Código Civil para permitir el matrimonio igualitario o entre personas del mismo sexo, de ahí que activistas exigirán a Morena comenzar los procesos de expulsión a sus legisladores que no están cumpliendo con su agenda progresista.

Integrantes de la comunidad LGBTTTIQ, quienes acudieron al Palacio Legislativo, afirmaron que los líderes de la bancada tienen “ideas prehistóricas”.

Concretamente señalaron al presidente de la Mesa Directiva, José Manuel Pozos Castro, así como al presidente de la Junta de Coordinación Política, Juan Javier Gómez Cazarín, de seguir aplazando la votación en el pleno en torno a este proyecto.

Jazz Bustamante, activista LGBTTTIQ, aseveró que al interior de MORENA existe una división en torno a este tema, además de la oposición del grupo “Del lado correcto de la historia” coordinado por Gonzalo Guízar Valladares.

“Pese a esto los votos los hay para aprobar la iniciativa, pero no la mandan y Pozos con sus ideas prehistóricas se deja (…), pero están en un partido progresista. Si va a defender a José Manuel Suazo (vocero de la Arquidiócesis de Xalapa) que se pase al PAN”, opinó.

Añadió que los morenistas que se oponen deben de ser expulsados del partido, pues los estatutos de MORENA así lo permiten.

“Vamos a proceder legalmente porque creo que no han entendido que MORENA defiende la agenda progresista; Baja California que es uno de los estados más machistas lo aprobó, así como San Luis Potosí e Hidalgo.

“Que sigan con sus ideas retrogradas Cazarín y el señor Pozos pero vamos a proceder para que sean sacados de MORENA”, declaró.

Jesús Ruiz/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO