Opiniones y Comentarios
Julio Ricardo Blanchet Cruz

diariolibertad@nullgmail.com

 

Con relación al aborto.  Si las cosas no han cambiado desde hace años que entrevisté a Girolamo Prigione, ya finado, quien como enviado del Papa fuese el artífice del reconocimiento jurídico del Estado Vaticano, o sea, de la reanudación de las relaciones diplomático-comerciales; pues aunque no le compramos armas, sí que sale muchísimo dinero de aquí hacia allá…

“Todos los que intervengan directa o indirectamente en un aborto, enfatizó el representante del Papa, quedan automáticamente excomulgados”.  Es decir, que se van al infierno.  Y en lugar de gozar de la presencia de Dios para toda la eternidad, Don Sata los rostizará a fuego lento, también para toda la eternidad…

¿Todos? Inquirí.  “El médico, la enfermera y hasta el chofer que la traslade a donde se practicará el aborto; si está al tanto de que va a interrumpir el embarazo, queda excomulgado”…

Y lo traigo a colación, porque se acaba de publicar que el 80 % de las mujeres que llevan a cabo la interrupción del embarazo, son católicas -católicas por el derecho a decidir- el cómo es que llegaron a esta estadística, francamente se ignora-…

Toda vez que en una nación sometida a las religiones, es decir, no libre; el practicarse un aborto no es como para estarlo publicando, ya que eso no es bien visto por la sociedad…

Por eso las cifras, de donde vengan, están hechas sobre las rodillas.  Por lo que algunos vivillos, para llevar agua a su molino, se aprovechan de la coyuntura de que el 80% de las mujeres que abortan son católicas…

Por lo que más parece ser propaganda de algunos de sus competidores, Testigos de Jehová; La Luz del Mundo; Cristianos, etc, etc, etc. el negocio de los dioses y sus representantes da para todos los gustos…

El caso es que, haciendo cálculos entre la aproximada cifra de abortos que hay y el número de mujeres que están en el padrón católico -ciertamente inflado, como el de cualquier partido político- ya quedarían muy pocas mujeres y hombres que profesaran el catolicismo…

Y ésta dejaría ya de ser la creencia religiosa del mayor número de mexicanos.  Que si ya de por si se habla de que ha sido desplazada del primer sitio por alguna otra secta, con esto de que todos los que intervengan en un aborto están excomulgados, cualquiera diría que se están quedando solos.  Lo que sería una buena noticia…

La mala es que quienes se convierten en apóstatas y cometen el horrible delito de apostasía.  Pero al renegar del catolicismo solo cambian de una casa de negocios a otra.  Haciendo recordar aquello de que algunos saltan del fuego para caer en las brazas…

Y eso quedó más que claro, cuando en EE.UU. detuvieron al “Apóstol de Jesucristo” que finalmente salió igual que todos.  Y es que no puede esperarse nada bueno de todo aquel que se gana la vida engañando a los demás; y si todavía se quiere hacer pasar por bueno, pues mucho peor.

Y nos vemos mañana, si el Sol me presta vida.