Agencias/Sociedad 3.0

La petrolera estatal mexicana anunció la fusión de sus empresas productivas subsidiarias a partir del 1 de julio, para disminuir los altos costos asociados a la burocracia dentro de la compañía.

Pemex dijo que busca la integración de la cadena de valor en una única empresa y la consolidación de medidas de austeridad, sin trastocar los derechos laborales de los trabajadores. “En administraciones pasadas se fragmentó a Pemex en diversas filiales, aumentando la burocracia y los gastos de la empresa”, indicó la firma en un comunicado. Pemex es la petrolera más endeudada del mundo, con pasivos financieros que superan los 106,000 millones de dólares.