Ni improvisación ni amiguismos ni compadrazgos deben ser la constante en el Poder Judicial del estado, aseveró Luis Alberto Martín Capistrán, presidente del Colegio de Abogados de Veracruz.

Ante la preocupación del sector por algunos perfiles visibles en el Tribunal Superior de Justicia del Estado, el profesional del derecho y académico afirmó que jueces, secretarios y magistrados deben distinguirse por su conocimiento, capacidad, experiencia y vocación de servicio.

Resaltó que debe haber personas muy especializadas, con experiencia y capacidad de reflexionar y de razonar, con perfiles académicos de maestría y doctorado e inclusive con trayectoria en la academia y con un alto nivel de especialización.

Lo que bajo ninguna circunstancia se puede permitir es que a esos cargos lleguen personas sin las características idóneas y que en su lugar aparezcan quienes no tiene ningún mérito ni conocimiento, porque se pondría en riesgo a la justicia y a las víctimas del delito y de los abusos jurídicos.

“Se requieren técnicos jurídicos, gente con experiencia, con capacidad de razonar, que esté involucrada inclusive con la academia, porque la realidad social si bien es cierto que se construye por sí misma, para llevarla al marco de la ley hay que aplicarle metodología.

“Si las personas que ocupan los cargos de secretarios, jueces, magistrados, no cumplen con los perfiles, la consecuencia natural es que la impartición de justicia se vuelve injusta”, advirtió Martín Capistrán.

Recalcó que no se puede encomendar a personas improvisadas algún tema de derecho familiar ni algo relacionado con la custodia de menores, por citar algunos ejemplos.

Se pronunció por la profesionalización del personal adscrito al Poder Judicial y que bajo ninguna circunstancia se abra la puerta a la falta de capacidad y al favoritismo.

“La improvisación es un gran enemigo que debemos combatir y luchar y en Veracruz, como en todo el país, hay personas que cumplen los requisitos para cubrir esos cargos, y no deben ser ni compromisos políticos para cumplir con la gente que tiene actividad política ni compromisos de compadrazgo o amiguismos.

“La impartición y procuración de justicia es algo muy especializado; le da orden a nuestra sociedad, nos contiene haciendo que cada quién respete el derecho de cada cual y si esto no sucede, entramos en un desorden que no tendría una consecuencia positiva en la sociedad”, puntualizó el abogado.

Mencionó como ejemplo el Poder Judicial de la Federación, donde se aplican exámenes de oposición, psicométricos y de conocimientos a quienes aspiran a cargos de secretarios, actuarios, jueces de distrito y magistrados de circuito.

Indicó que es un sistema de selección muy específico y eso da la certeza y la seguridad de que el proceso de selección es muy positivo y confiable.

Recordó que en el estado de Veracruz hay 14 vacantes al Poder Judicial del Estado y propuestas de personas que no cumplen los requisitos, los perfiles, la experiencia ni la capacidad, sin menoscabo de que sean excelentes veracruzanos.

Admitió que en el estado de Veracruz se ha trabajado mucho en la capacitación del Poder Judicial, pero aún hace falta mucho, y también mejorar las condiciones de los trabajadores y mejorar los sueldos para que no haya matices de corrupción ni situaciones anómalas o apartadas del derecho.

HeladioCastro/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO