El secretario de Seguridad Pública, Hugo Gutiérrez Maldonado, confirmó que la dependencia a su cargo cumplía puntualmente con las medidas de protección solicitadas por la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales y en Delitos contra la Libertad de Expresión tras la denuncia que interpusiera el comunicador Jorge Celestino Ruiz Vázquez

 

En entrevista vía telefónica para el Corporativo Imagen del Golfo lamentó que la Fiscalía pretenda “politizar” el homicidio del comunicador aun cuando se asignaron elementos policiales en los términos descritos por la autoridad que lo solicitó, y como pruebas los informes existentes que evidencian los rondines realizados, así como la bitácora de visitas firmadas por la víctima.

 

Maldonado Gutiérrez expresó que en todas las visitas realizadas al periodista -donde se le otorgaron números de emergencia- no se reportó mayor incidente, a excepción de algunos encuentros con los escoltas del alcalde que -versión del propio periodista- se tornaban “ríspidas”.

 

Maldonado preciso que las instituciones, como en el caso de la SSP, están obligadas a cumplir con sus funciones, y en el caso de la Fiscalía de Veracruz “debe responder con resultados a los familiares de Jorge Celestino Ruiz, a la sociedad veracruzana y al gremio periodístico, e informar sobre el avance en las indagatorias por las amenazas que el reportero denunció en su contra desde el 24 de octubre del año pasado y no politizar el crimen”.

 

El titular de SSP recordó que Celestino Ruiz había denunciado hostigamiento por parte del presidente municipal de Actopan, el panista José Paulino Domínguez Sánchez. El reportero había sido objeto de amenazas de muerte; además, le destruyeron el parabrisas de su auto en octubre pasado y posteriormente, el 17 de noviembre de 2018, su vehículo fue baleado afuera de su domicilio y muy a pesar de ello las indagatorias por esos hechos no dieron resultados.

 

Maldonado Gutiérrez dijo tajante que la Fiscalía veracruzana conocía de la situación de riesgo en la que vivía el periodista y de haber realizado las investigaciones correspondientes, haber procedido en consecuencia, la agresión contra el reportero no hubiese tenido “un desenlace fatal”, por lo que exigió que en este caso, como en muchos otros, no haya impunidad.

 

“Desde esta dependencia lamentamos profundamente la muerte del comunicador, quien con su trabajo profesional cumplía con el compromiso social de informar, por lo que nos comprometemos a sumar esfuerzos para el esclarecimiento de este crimen”.

 

Sin politizar, la SSP coadyuvará con la FGE, instancia a la que exhortó a ampliar las líneas de investigación hacia un probable autor intelectual “y dejar de buscar culpables donde no los hay”.

 

 

Magda Zayas Muñoz/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO