Una patrulla fue volcada e incendiada por taxistas de este municipio luego de que se enteraran del fallecimiento de un compañero en los separos de la policía municipal.

Se conoció que este sábado Enrique Peña Martínez, trabajador del volante, ingirió bebidas alcohólicas y ya ebrio la emprendió contra familiares, a quienes agredió, por lo que éstos pidieron apoyo a la corporación policiaca.

Los elementos se llevaron al rijoso para ingresarlo a los separos; sin embargo, horas después se percataron que no presentaba signos vitales, confirmando posteriormente su deceso.

La información de su muerte provocó el enojo de sus compañeros taxistas, quienes acudieron a la comandancia a reclamar por esa situación, acusando a los elementos de haberlo golpeado.

Los trabajadores del volante volcaron una patrulla, la cual incendiaron posteriormente.

Esos hechos movilizaron a corporaciones de seguridad, que procedieron a dirigirse al municipio, en donde se mantiene una fuerte presencia policiaca en un intento por evitar más desmanes.

Se espera que la necropsia que se practique al taxista permita aclarar las causas de su muerte.
Imagen del Golfo/ AGENCIA IMAGEN DEL GOLFO