Los desaparecidos, el ancla de Duarte

“Se prefirió el espectáculo en lugar de fincar un caso firme en contra de Duarte…” dijo el presidente electo sobre el “cinito” montado para acusar a Duarte de Ochoa, todo para obtener como resultado una sentencia ridícula en gran contraste con el daño provocado a Veracruz. Para AMLO la corrupción debe ser considerada como delito grave, igual que el peculado, pero como refranea el pueblo “golpe dado ni Dios lo quita”. Al menos que la autoridad se avoque, ya sin simulación, a fincarle responsabilidades a Duarte sobre el caso de los desaparecidos, un tema sobre el cual hay muchos trapos al sol, como en su columna de hoy comenta Carlos Loret de Mola sobre la desaparición del DJ Guillermo Lagunes Díaz: “ex policías del Estado dijeron para esta columna que, después de su íntima relación con Karime y Javier, el DJ tuvo diferencias personales con e gobernador…”. Polvo de aquellos lodos que bien podrían causarle una acentuada tosecita a Duarte de Ochoa.

Deja una respuesta

Botón volver arriba
Shares
Cerrar
Cerrar