sábado, septiembre 25, 2021

También Canadá pidió al Papa pedirles perdón a los indígenas

Relacionados

Con información de El Universal y Uniradio

El 29 de mayo de 2017, en Ciudad del Vaticano, el Papa se reunió con el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, quien lo invitó a visitar esa nación y le planteó la posibilidad de pedir perdón públicamente por el maltrato de misioneros de la Iglesia católica hacia indígenas de su país.

Durante el encuentro privado, que tuvo lugar en la biblioteca del Palacio Apostólico Vaticano y duró unos 38 minutos, se tocaron “temas de integración y reconciliación”, según una nota oficial de la sala de prensa de la Santa Sede que no ofreció mayores detalles.

Pero, uno de los portavoces del premier canadiense reveló que la solicitud de reconciliación tiene que ver con el fuerte debate actualmente en curso en Canadá sobre el papel de los educadores católicos en las “escuelas residenciales”, institutos donde eran colocados los niños de las poblaciones nativas tras haber sido arrancados de sus familias de origen.

El Vaticano no respondió públicamente a la inquietud de Trudeau, ni aclaró si Francisco considerará su invitación. En su declaración protocolar calificó al coloquio como “cordial”, destacó las “buenas relaciones bilaterales” y el aporte de la Iglesia a Canadá. Añadió que fueron tratados otros temas como la libertad religiosa, las “actuales problemáticas éticas”, los resultados de la reciente cumbre del G7 en Taormina y “algunas cuestiones de carácter internacional, con especial atención al Medio Oriente y a las áreas de conflicto”.

Trudeau ‘decepcionado’ porque el Papa no se disculpará con indígenas

El de 28 marzo de 2018, el primer ministro Justin Trudeau declaró estar “decepcionado” ante la decisión del Papa Francisco de no hacer una disculpa pública y formal a los indígenas canadienses que fueron arrebatados de sus familias y puestos en residencias escolares donde sufrieron abusos.

El capítulo más negro de la historia de Canadá es la existencia a mediados del siglo pasado de residencias escolares administradas por sacerdotes de la Iglesia Católica donde fueron internados alrededor de 150 mil niños indígenas, quienes sufrieron todo tipo de abusos, desde malnutrición, golpes y violencia sexual.

Los propios indígenas canadienses sobrevivientes de estas residencias católicas lo llaman “genocidio cultural”. La última residencia escolar católica se cerró en 1996.

En 2015 se integró una Comisión de la Verdad y la Reconciliación que presentó un reporte de 381 páginas con los testimonios de los sobrevivientes con 94 demandas, entre ellas una disculpa pública por parte del Papa Francisco, misma que Justin Trudeau entregó personalmente en su anuencia con el Sumo Pontífice en mayo de 2017.

El arzobispo Lionel Gendron, presidente de la Conferencia Canadiense de Arzobispos Católicos dio a conocer una carta dirigida a los pueblos indígenas de Canadá en donde el Papa Francisco dice que está consciente de las injusticias cometidas contra los indígenas de todo el mundo y que él personalmente no puede dar una disculpa por lo que sucedió en las residencias escolares.

]]>

Lo último

Columnas