Apantallan los 12 doctorados de la veracruzana que será representante de la Guardia Nacional

Aquellos que ponderan los 12 doctorados de Patricia Rosalinda Trujillo Mariel, representante de la Policía Federal en la Guardia Nacional, nos recuerdan a los artistas de Televisa que se enteraron que Juan Luis Guerra tenía estudios de arquitectura; la mayoría de esos artistas no habían ni cursado la preparatoria.

Ahora bien, a muchos les ha caído bien que la representante, óigalo bien, representante de la Guardia Nacional, no titular, sea veracruzana. Esas personas ya lanzaron las campanas a vuelo, ya están mandando a la pobre de Mencigüela a vender las aceitunas antes siquiera de haberlas sembrado.

Los resultados positivos de la Guardia Nacional no tendrán mucho que ver con esos 12 doctorados, la mayoría tipo honoris causa, de esos que también recibió el Negro Durazo, los resultados positivos se tendrán que ver a partir de una estrategia adecuada, una estrategia y un trabajo que se vea y que combata los flagelos que han estado quitando la paz a los mexicanos: la extorsión, el secuestro, el robo, los feminicidios, el narcotráfico.

Para ello más que doctorados o maestrías en maquillaje de cadáveres, se requiere de voluntad, valentía, honorabilidad, honestidad y firmeza.

La Guardia Nacional es una de las grandes apuestas del presidente López Obrador, es una apuesta positiva que se deberá ir consolidando conforme se den los resultados. La Guardia Nacional urge en muchos estados, entre ellos Veracruz donde la incidencia criminal crece y crece. Pero seamos sensatos, los que van a hacer el trabajo rudo no serán los representantes, sino los elementos del Ejército y la Marina.

LBP Noticias

Comentar

Botón volver arriba
Shares
Cerrar
Cerrar