“Si se pasan, ya saben lo que sucede”, desafortunadas palabras de AMLO

Andrés Manuel López Obrador quisiera que la prensa fuera prudente, dócil, bien portada. A AMLO le gustaría que los periodistas que asisten a sus conferencias mañaneras no hicieran preguntas incomodas, o no salieran con cifras que no concuerden con las que él lleva. Pero si no se portan prudentes, si se ponen a discreparlo y dejan de ser dóciles, López Obrador ya les advirtió a los periodistas: “Si se pasan, ya saben lo que sucede; los ciudadanos nos ponen a cada quien en nuestro lugar”.
Eso es lo que pasó con el periodista Jorge Ramos, muy admirado y respetado por la izquierda de este país, pero de repente se puso a contradecir al presidente y entonces las hordas de chairos se fueron sobre el periodista, empezando por el santo chairo mayor, el padre Solalinde, quien lo llamó agresivo y altanero. Andrés Manuel López Obrador debería darse un momento para leer algunos de los mensajes que escriben estas hordas, mensajes que están cargados de calificativos llenos de intolerancia, violencia e ignorancia.
Ese linchamiento mediático es el principio de lo que pudiera ser un linchamiento real. Algunos hasta desean la muerte del periodista sólo porque éste se atrevió a discrepar con un ser humano que ellos consideran divino. Eso es lo que sucede señor presidente, si un periodista se pasa y deja de ser dócil y prudente, sus hordas, sus jaurías lo destrozan.
LBP Noticias

Comentar

Botón volver arriba
Shares
Cerrar
Cerrar