Winckler pierde una aliada

ALPIE0515

AL PIE DE LA LETRA

Raymundo Jiménez

El viernes 1 de febrero, el fiscal general del estado Jorge Winckler saltó de júbilo al enterarse que Patricia Bugarín Gutiérrez acababa de ser nombrada subsecretaria de Seguridad por Alfonso Durazo, titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC).

De inmediato, Winckler difundió el siguiente mensaje a través de su cuenta de Twitter: “Con la designación de la maestra Patricia Bugarín, como Subsecretaria de Seguridad Pública Federal, Veracruz tendrá una aliada en la recuperación de la Paz”, y adjuntó una foto en la que se le veía abrazando afectuosamente a la alta funcionaria de la SSPC.

Winckler tenía razones de sobra para celebrarlo, pues había establecido una excelente relación con Bugarín, quien en la administración anterior, la del presidente Enrique Peña Nieto, se desempeñó como titular de la Coordinación Nacional Antisecuestros, cargo con el cual todavía vino a Xalapa el 22 de diciembre de 2018 en representación del secretario Durazo Montaño a un evento en el que el fiscal veracruzano inauguró el edificio que actualmente alberga las oficinas tácticas, operativas, directivas y administrativas de la Unidad Especializada en Combate al Secuestro, el cual fue construido y acondicionado con una inversión de más de 55 millones de pesos ejercidos por la Fiscalía General del Estado.

En esa ocasión, el fiscal yunista aprovechó el discurso inaugural para reiterar su invitación a las nuevas autoridades del Gobierno del Estado a sumarse al equipo de trabajo conformado por la FGE, PGR, FBI, y de otras entidades federativas, en materia de procuración de justicia e investigación del delito de secuestro, para optimizar los actuales resultados.

Por su parte, Bugarín Gutiérrez hizo un público reconocimiento al significativo avance registrado por la Fiscalía General de Veracruz en materia de combate al secuestro y edificación de infraestructura. “Los resultados son producto del trabajo y esfuerzo de hombres y mujeres que integran a la UECS, veo con beneplácito que se cumplió con la palabra empeñada de un hombre que es el Fiscal de Veracruz y eso se agradece. A nombre del gobierno federal expreso que la Federación continuará trabajando de manera coordinada con la Fiscalía de Veracruz y soy portadora de una felicitación por parte del secretario Alfonso Durazo, por este gran avance”, dijo la subsecretaria, cuyas palabras reconfortaron a Winckler, quien por esos días enfrentaba la amenaza de los fallidos juicios políticos que el gobierno estatal y diputados  de Morena le iniciaron en el Congreso local para destituirlo de la FGE.

Sin embargo, ahora que Winckler enfrenta una nueva asonada para removerlo de la Fiscalía, Bugarín ha presentado su renuncia por motivos estrictamente personales, sin que se informe aún quién la sustituirá en la Subsecretaría de Seguridad de la SSPC.

Pero el abogado yunista no se queda totalmente en la orfandad política, pues todavía contaría con el presunto apoyo de la veracruzana Patricia Rosalinda Trujillo Mariel, ex coordinadora de Criminalística de la División Científica de la Policía Federal y a la que Durazo, por decisión del presidente López Obrador, incorporó a la Coordinación Operativa Institucional de la nueva Guardia Nacional como enlace de la PF.

Y es que al igual que con Bugarín, el fiscal yunista celebró hace poco más de un mes a través de Twitter  la nueva designación de la doctora porteña: “Es un orgullo para Veracruz que la doctora Paty Trujillo Mariel forme parte de la Coordinación Operativa  Institucional de las Guardia Nacional. Excelente decisión del Presidente. Paty será una aliada de todos los Veracruzanos para recuperar la paz.”

Aunque suene irónico: ¿Winckler recurrirá a los buenos oficios de esta experta en medicina forense?

Comentar

Botón volver arriba
Shares
Cerrar
Cerrar