Cuitláhuac García Jiménez: Una mediocre figura de papel

Spread the love

Contraesquina Política

Por: Fernando Martínez Plascencia

www.neopoliticatv.org

*Verónica Hernández Giadáns: Salió más caro el caldo que las albóndigas. 

I, – 

Usted ya debió haberse dado cuenta que Cuitláhuac García Jiménez ha resultado el gobernador más ineficiente, el más inexperto, sin conocimientos mínimos en política, su arribo fue por casualidad, y a estas casualidades no se les toma en serio, no transmiten seguridad ni autoridad, siendo así, se explica que en sus narices, sus subalternos, empezando por Eric Cisneros Burgos, secretario de gobierno, se burlen de él. 

Su imagen está por los suelos, hay ingobernabilidad, y sigue sin inmutarse. Que más nos espera con este indolente gobernador? Los graves problemas de inseguridad que existen lo rebasan, y no da muestras de querer hacer algo al respecto.

Hoy ya no se distingue que es peor; el corrupto, el ladrón, el saqueador, o el que con su incapacidad o desconocimiento genera condiciones para ocupar el 8° lugar en los homicidios dolosos-ejecuciones- y primer lugar en secuestros y feminicidios, y un sin fin de delitos como las extorsiones, el cobro de piso, que entierra cualquier esperanza de vida, el daño causado por este gobierno, en tan sólo un año, supera cualquier comparativo anterior. 

II. – 

El turbio caso de la llegada de Verónica Hernández Giadáns, como “encargada” de la Fiscalía-hasta que no se resuelva el amparo de Jorge Winckler-nos demuestra la insensibilidad de un gobernador, al que no le importa la vida de las personas, su mediocridad no le da para tomar decisiones fundamentales que le den rumbo político al estado. 

Nuestra seguridad no está en buenas manos, no al menos en la parte de la investigación de los delitos… ¿con que confianza denuncias cuando sabes que el gobernador solapa a quien hoy ocupa la Fiscalía? Cuitláhuac García Jiménez es el principal responsable de todo lo que está sucediendo en Veracruz, es el “jefe político”. 

Fíjese si no es así, los de la cuarta se fueron con todo para destituir al fiscal yunista Jorge Winckler, los argumentos para ello-decían-era que ocultaba las carpetas de investigación, no las turnaba al juez, no ejecutaba las órdenes de aprehensión, e incluso, que protegía a gente del crimen organizado, sin embargo, esto no convenció a nadie, 2 juicios políticos no prosperaron, tuvo que ser la Comisión Permanente quien lo separó burdamente, con el pretexto de no contar con los exámenes de confiabilidad. 

Cumplido el capricho, Eric Cisneros, impuso a Verónica Hernández Gadians, que en su primera(y última?) comparecencia ante el congreso, cuestionada por el diputado morenista, José Manuel Pozos Castro, admitió ser prima hermana de Guadalupe Hernández Hervis, “la jefa”, presunta operadora financiera-según las autoridades-del cártel de los Zetas, informante, incluso-dicho por la SEIDO-del ex secretario de seguridad, Jaime Téllez Marié. Fue escalofriante escuchar esto. Salió peor el remedio que la enfermedad. 

Correr a Jorge Winckler, que encarceló a los cómplices del corrupto Javier Duarte, para imponer  a Verónica Hernández, a quien le exentaron, desde el gobierno federal el parentesco con una presunta criminal, no tiene ningún sentido, y como dice el dicho, estábamos bien cuando estábamos peor”. 

Ocultar la verdad es ser deshonestos, vulnera los principios de un gobierno que prometió “no mentir, no robar, no traicionar”, y si “la jefa” salió de la cárcel a los pocos días de la llegada de su prima a la Fiscalía, entonces, estamos perdidos. Habrá otras voces que digan lo contrario? 

Es irresponsable e inaceptable que éste gravísimo error en el eslabón de la justicia no sea corregido, la encargada de despacho no debe permanecer ni un segundo más en la Fiscalía, su presencia lastima a la sociedad, si hay algo de vergüenza o de honorabilidad en el gobernador, debe darle las gracias, está descalificada para ocupar el cargo. 

Hay enojo, hay coraje, hay estupor, y hay una enorme decepción hacia este gobierno demagógico que encabeza Cuitláhuac García Jiménez, su investidura es de papel, no existe, nadie lo respeta. 

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar