Otro pasito para atrás

Durante su campaña electoral en 2018 en más de una ocasión el actual presidente, Andrés Manuel López Obrador, expresó “si por mí fuera desaparecería el ejército”; pero la realidad mexicana lo ha obligado a mantener una estrecha relación con las fuerzas armadas, particularmente en la lucha contra la delincuencia organizada. Aquel discurso de campaña quedó atrás, ahora, López Obrador expresa: “Antes no podía el Ejército y la Marina, dos instituciones fundamentales del Estado mexicano, hacer labor de seguridad pública, la constitución no se les permitía y era algo hasta irracional porque si necesitamos de las fuerzas armadas cuiden la integridad de nuestro territorio, la seguridad del Estado”… tenemos que contar con el apoyo de estas dos instituciones,” ¿cómo no apoyarnos en el ejército que tiene 230 mil elementos bien formados? ¿cómo no apoyarnos en 65 mil marinos con profesionalismo y disciplina, con patriotismo?”. El discurso cambió, ahora, el gobierno de la CuartaT ha depositado en el ejército más funciones y obra pública como no se veía antaño.

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar