viernes, noviembre 26, 2021

Tres días de luto, pero la estrategia no cambia

Relacionados

El presidente López Obrador decretó tres días de luto nacional en recuerdo a quienes han caído víctimas del contagioso virus Covid-19. Quizás sirva de consuelo. Pero al 31 de octubre el registro de defunciones por covid fue de 91 mil 753 e inicia noviembre con 91 mil 895 muertes, encaminándonos aceleradamente a la terrorífica cifra de cien mil decesos tras ocho meses de sufrir el acoso del Covid-19, y las impericias de un gobierno cuya premisa fundamental consiste en no volver a parar la economía pese a los preocupantes avisos sobre un posible aceleramiento en los contagios y obviamente de defunciones. Suenan al oído de quienes lo escucharon las palabras del doctor Gatell: “Desde luego, y quiero dejarlo muy en claro, las personas que fallecieron, fallecieron” o el galimatías: “No digo que (el cubrebocas) no sirva, sirve para lo que sirve, y no sirve para lo que desafortunadamente no sirve”. Desafortunadamente, la narrativa dramáticamente lúdica de este drama no parece tener fin en el corto plazo, pues la línea del fatal solo apunta hacia arriba.

Lo último

Columnas