jueves, diciembre 2, 2021

Y eso que apenas van dos años…

Opiniones y Comentarios

Julio Ricardo Blanchet Cruz

[email protected]

Le doy vueltas y vueltas a la cabeza tratando de encontrar todos los ángulos que tiene lo sucedido en Rosarito, allá en la Baja California, y las consecuencias que va a tener un acto tan vil, tan cobarde, como lo es el agredir a quien sabido está, no puede responder…

Y no acabo de vislumbrar cómo es que toda esta descomposición social puede desembocar en algo positivo.  Cada vez el límite se traspasa.  Hace poco se “conformaban” con insultar al Presidente a su paso…

Hoy las protestas han subido de tono.  Ya le manotean y pretenden detener su marcha.  Antes pedían; hoy exigen y comparan.  El “no somos iguales” la gente lo cambia diciendo que “Ojala lo fueran”…     

No solo se hace referencia al ayudante que trataba de despejar el camino para que pudiera avanzar el vehículo; quien recibió una bofetada por parte de una dama; que aún entendiendo la desesperación que pueda tener por el cáncer de un ser querido, no se comportó como tal…

También se hace referencia a la agresión al propio Presidente, al que le impedían el paso y querían que se bajara del vehículo; lo que no podía permitirse.  Más de alguno recordó a Don Venustiano Carranza (1859 – 1920) el Barón de Cuatrociénegas, quien fue asesinado siendo Presidente…

Gobernación, o quien sea, pero se deben de tomar cartas en el asunto, pues independientemente de la persona, la figura del Presidente debe de guardarse.  Aunque el tabasqueño sea proclive a la confrontación, como sobradamente lo ha demostrado…

Si El Vaticano tuvo que tomar medidas después del incidente en el que una mujer no soltaba la mano del Papa.  Quien tuvo que zafarse y hasta darle un manazo; cuanti más tendrán que hacer algo aquí…

El hecho debe dejar como lección el grave peligro al que exponen al Presidente, pues en cualquier momento puede presentarse una tragedia.  Y el decir “Dios no lo quiera” seguro que en nada ayuda…

Como tampoco en nada ayuda la profunda división que el Presidente ha sembrado entre los mexicanos. “La historia de la sociedad, es la historia de la lucha de clases”.  Karl Marx (1818 – 1883)

A eso es precisamente a lo que nos ha llevado la T de 4ª.  Y si hasta ahora ha sido una lucha pacífica, por decirlo de alguna manera, pues se ha circunscrito a marchas, posiciones, textos y vídeos; afortunadamente aún no han llegado a la violencia; hasta hoy…

Tampoco se trata de cucarlos diciendo que si le juntaban cien mil personas él renunciaba.  Le juntaron más y se echó para atrás.  En fin, habrá que ver con que sale en este segundo año en el que presume ha cumplido casi todas las promesas…

Cuando la realidad es que aunque no se puede negar que ha intentado hacer cosas buenas que en la práctica no le han salido como seguramente hubiera querido; puestas en una balanza contra los errores que se han cometido, se entiende el porqué su popularidad ha decaído tanto. Y eso que apenas van dos años.  

Y nos vemos mañana, si el Sol me presta vida.

Lo último

Columnas