domingo, mayo 15, 2022

Futuras relaciones México-EU, afectadas

Línea Política 17 de diciembre del 2020…Agustín Contreras Stein.

COMO LA necedad se impone en los gobiernos de la cuarta transformación, el Ejecutivo Federal de México, no accedió, en su momento, a enviar reconocimiento por el éxito electoral al futuro Presidente de los Estados Unidos Jon Biden, aún cuando en tiempo y forma, estaba cierto que había ganado ampliamente las elecciones en aquél país. El mandatario mexicano, Andrés Manuel López Obrador, se abstuvo de felicitar al ganador de la contienda, esperando, quizá, que un cambio en el proceso electoral le diera finalmente el triunfo a su amigo el Presidente Donald Trump, ya que ambos parecen tener el mismo perfil político, guardando, desde luego, las debidas proporciones.

Pero eso, que pareció ser un capricho presidencial en México, pudiera traer a largo plazo difíciles relaciones entre los dos países, considerando que los Estados Unidos, son la nación más poderosa económicamente hablando y que guardan, para el momento oportuno, el cobro de estas facturas políticas que no afectarán al Presidente López Obrador, sino al mismo pueblo mexicano, que es, finalmente, quien paga los platos rotos.

Por ejemplo, en este momento en que todos los países del mundo buscan hacerse lo más pronto posible de las vacunas contra el coronavirus, se tiene entendido que los Estados Unidos, aunque no quiere decirse ni mucho menos reconocerse, es quien habrá de acaparar la mayor cantidad de la inmunización, aunque mucho se haya hablado de una equitativa repartición de este medicamento.

Tan solo en los recientes días, el país del norte ha anunciado que tendrá, por lo menos tres mil millones de dosis, sin decir de cual vacuna se tratará, pero lo que sí es fácil de entender que su población alcanza, más o menos, trescientos treinta millones en todo el territorio nacional, lo que deja una gran cantidad de vacunas que prácticamente, le sobraran, después de cubrir sus propias necesidades.

Es posible que mientras gobierne todavía el Presidente Trump, México, sea considerado dentro de las propuestas de aquél país, de poder ayudar a los demás países que no tengan las suficientes dosis del compuesto médico, pero en el caso de que esta situación se alargue, México, ya estaría en tiempos de conversación con otro gobierno que ya no reconocería cualquier trato que se haya hecho con el anterior gobierno, lo que redundaría en una menor posibilidad de que parte del sobrante de las vacunas de los Estados Unidos, sean enviadas a este país para ser utilizadas entre la población que faltara por inmunizar.

Esto es, solamente, una especie de ejemplo, porque dentro de las relaciones internacionales de los dos países, hay muchas otras vertientes que habría que analizar profundamente, ya que todo el equipo de la nueva administración norteamericana, sabría que México, no fue oportuno en el reconocimiento del triunfo electoral del nuevo mandatario estadounidense.

De ese tamaño son las cosas que pudieran suceder con las posturas políticas del gobierno mexicano, sabiendo que tarde o temprano, habrá cobro de facturas con cargo, ya se comentaba, a todos los mexicanos que no tienen la culpa de que su Presidente, no tome en serio el papel que está jugando dentro del concierto de las demás naciones y principalmente con el país vecino, que bien se sabe, hace y puede hacer lo que quiera, porque el poder que ha mantenido siempre sobre los demás países, se lo permite.

Y aunque ya es un poco tarde, lo más conveniente es que México, nombre a un buen diplomático que pueda recomponer un poco las cosas, de lo que ya no habría necesidad, si el gobernante mexicano, hubiera puesto atención en lo que está haciendo y evitar probables confrontaciones futuras en relación con todos los asuntos que se tienen que tratar con el gobierno de aquél país. Ese político parece ser, hasta ahora, Esteban Moctezuma, quien ya dejó la Secretaría de Educación.

Posiblemente, en el caso de las vacunas, los Estados Unidos, atendiendo a la cercanía que existe con México, a las necesidades urgentes de disminuir los contagios, cuestión que debiera preocuparle a los dos mandatarios, se hubieran concertado algunos compromisos para la entrega oportuna de una buena dotación del medicamento a fin de mantener a salvo de esta enfermedad, tanto al país vecino como a México, pues en este caso es algo conveniente para ambos.

Se espera que la necedad presidencial de México, no haya afectado totalmente las relaciones diplomáticas y que todavía con el futuro nuevo Embajador, se puedan salvar algunos acercamientos necesarios para resolver asuntos, como la pandemia, que es de imperiosa necesidad atender por parte de los dos gobiernos.

                                                              ———————–

AHUED, TIENE EL CAMINO DESPEJADO.

AUNQUE TODO PAREZCA, todavía motivo de especulación, la verdad de las cosas es que en Veracruz, el empresario y Senador de la República, Ricardo Ahued Bardahuill, tiene despejado el camino para que Morena, el partido en el cual se encuentra en calidad de simpatizante, lo nomine candidato a la gubernatura para el proceso electoral del 2021.

Lo anterior se deduce, porque ya pasaron los momentos más propicios para que pudiera ser el sustituto del actual Gobernador del Estado, quien, de plano, se queda por más tiempo al frente del Poder Ejecutivo del Estado de Veracruz, salvo lo que digan los ciudadanos veracruzanos en el proceso de revocación de mandato que tendrá lugar en el año dos mil veintidós, donde también, el Presidente Andrés Manuel López Obrador, se someterá a este examen político, aunque desde este momento se advierte que en caso de no ser avalado nuevamente por sus seguidores, seguramente que no se irá, porque así lo hizo cuando dijo que solamente se iría del gobierno, si sus opositores llegaban a juntarle cien mil personas en el zócalo capitalino, lo que ya se vio que sucedió y nunca cumplió con el compromiso contraído, lo que, de alguna manera, le restó aún más seriedad en sus palabras.

Pero en el caso de Cuitláhuac García Jiménez, las cosas podrían ser diferentes, pues hay que entender que aquí, los veracruzanos, ya no lo ratificarán.

Por lo que respecta a Ricardo Ahued Bardahuill, todo está dicho y el hecho de haber rechazado recientemente que no vendría en busca de la alcaldía, es porque su proyecto está más allá de estas elecciones del dos mil veintiuno.

                                                              ———————-

FINALMENTE, EL PRI.

SÍ, POR TODO LO QUE se está viendo en relación a la unidad política con el PAN y el PRD, lo más probable es que cambien las cosas y sea el Partido Revolucionario Institucional, quien encabece la alianza política que participará en la búsqueda de la Presidencia Municipal de Xalapa.

Se sabe que en este movimiento político, estaría preparado justamente el ex alcalde de la ciudad Américo Zúñiga Martínez, o en todo caso podría ser el mismo Renato Alarcón Guevara, quien ahora se ocupa de dirigir a la Fundación Colosio Veracruz. Alarcón Guevara, tiene su propio capital político y hasta podría decirse que supera en mucho al precandidato Sergio Hernández, del PAN, por lo que podrían variar las decisiones, sobre todo, porque el objetivo principal es ganar y en esto tienen que asegurar el triunfo, sacrificando, incluso, a quienes por ahora parezcan ser los aspirantes idóneos.

EL PRI, tiene mucha gente para ganar las elecciones en general, además de los aspirantes externos que bien podrían ser avalados en este importante proceso electoral.

                                                              ———————-

Y MAÑANA, aquí nos encontraremos, si otra cosa no sucede.

NUESTRO CORREO: [email protected]

Lo último

Columnas