domingo, julio 3, 2022

Del «cállate chachalaca» al «me quieren censurar»

Lo último

Fue en marzo de 2006 cuando Andrés Manuel López Obrador, candidato del PRD a la presidencia de la república, desde Oaxaca en campaña de proselitismo expresó a pleno pulmón: ¡Chachalaca mayor! ¡Ya cállate chachalaca”; un enfurecido reclamo por las frecuentes alusiones del presidente Fox a su candidatura! En consecuencia, el IFE pidió a Fox no intervenir en el proceso, pero el presidente alegaba que “en una democracia no se vale callar a nadie”. Pasando el tiempo, esa película se reedita en el actual proceso electoral con al menos uno de los actores del anterior elenco, López Obrador, pero ahora actuando como presidente de la república, aunque el script le prohíbe, igual que a Fox, hacer pronunciamientos sobre asuntos electorales. Sin embargo, hay una diferencia sustantiva entre el 2006 y el 2021: ahora esa prohibición está inscrita en la constitución general, soporte del INE. Como casi siempre ocurre el árbitro lleva las de perder, y tal es el riesgo que corre el INE pues, al ser requerido para no interferir en el proceso electoral en curso, el presidente alega censura y apelará al Tribunal Electoral para que éste determine sobre el caso. Muchos conjeturan que este colectivo votará por la libertad de expresión dejando al INE en debilitada posición de árbitro electoral.

Relacionados

Columnistas