miércoles, diciembre 8, 2021

El compromiso político de David

Línea Política

Por Agustín Contreras Stein

DESPUÉS de que David Velasco Chedraui, obtuvo finalmente la candidatura de la coalición política PAN, PRI, PRD, para buscar la Presidencia Municipal de Xalapa, el también destacado empresario, adquirió, quizá, el mayor compromiso de su vida política.

Es claro que desde el mismo momento en que las dirigencias nacionales y estatales de los partidos políticos llamados tradicionales, le dieron su confianza para competir por la alcaldía de la capital veracruzana, también se obligaba, indiscutiblemente, a ganar este importante espacio político, donde la ciudadanía, busca, hasta ahora, que haya gobernanza, pero sobre todo, impulso a la economía, seguridad, desarrollo y el consabido beneficio social.

La tarea impuesta a David Velasco Chedraui, no es para menos, pues enfrentar el reto de ir en contra de un adversario altamente popular, es algo que requiere el mayor de los esfuerzos, considerando, que Xalapa, en materia política, es imprevisible, pero que se necesita hacer una campaña de proselitismo político más allá del común recorrido de colonias o reuniones con los diversos sectores de la sociedad, pues las condiciones que ahora se presentan para todos los candidatos, especialmente para el representante de la coalición, están fuera de los normales parámetros políticos, dentro de lo que también se ha denominado un proceso, de alguna manera, inédito.

Esto ha dado como resultado que David, tenga que dedicar casi todo el tiempo a procurar el convencimiento popular, algo que resulta difícil de lograr, tanto por la enorme participación política de los partidos, como de la propia ciudadanía que ahora se encuentra mucho más politizada, o cuando menos más informada de los asuntos públicos.

Ante este enorme reto, el ex alcalde de este mismo municipio, ha tenido que involucrarse personalmente con las necesidades de la población y dedicar, por lo tanto, más tiempo a sus actividades de promoción política, dejando, incluso, de verse en los lugares más comunes de la ciudad, pues sabe, como lo saben todos los aspirantes, que la mayor parte del voto popular se encuentra, precisamente, en las zonas más desfavorecidas de la ciudad.

El tiempo, mientras tanto, ha ido pasando inexorablemente y quedan, aproximadamente, unos doce días para llegar a la cita con el voto, decisión de suma importancia ciudadana. 

                                                              ————————

AMÉRICO, CON FUTURO POLÍTICO.

SI LAS COSAS salen como podría estarlas planeando el Partido Revolucionario Institucional, sobre todo, en los resultados que se esperan en las elecciones que ya están a la vuelta de la esquina, es posible que el futuro político de Américo Zúñiga Martínez, adquiera mayor valor del que ya tiene, en virtud de que, sea lo que sea, podría ser tomado en cuenta para lo que viene en el dos mil veinticuatro.

No estamos hablando, precisamente, de que podría encabezar un proyecto político que hasta ahora parece estar definido en otro de los personajes que conserva el PRI, como su principal activo, pero sí para llegar, en todo caso, a una posición política, desde la cual ejerciera un poder de gran trascendencia para la vida política de Veracruz, y de él mismo, sin duda.

En algún momento de la vida política de la entidad, Américo, fue considerado un buen prospecto para la Secretaría General de Gobierno, donde pudo hacer un excelente papel junto a otro de los protagonistas políticos que siguen llamando la atención de los priistas, aunque ahora, pudiera ser también, de los panistas y perredistas.

Las cosas no se dieron en el primer intento, pero quedaron los derechos a salvo de quien pretendió gobernar la entidad veracruzana, para una nueva incursión que podría ser la definitiva. En ese proyecto, como decíamos, podría encajar perfectamente bien Américo, así como otros personajes más que aún tienen mucho que dar a la política, al PRI, y desde luego, a Veracruz.

                                                                ———————–

A RICARDO AHUED, CASO EXTRAORDINARIO DE LA POLÍTICA.

LA CAMPAÑA POLÍTICA del empresario veracruzano, y Senador de la República, con licencia, está realizando una campaña política a fondo, quizá pensando más en el futuro político de su persona, que en la propia posición política que ahora busca.

No es, de ninguna manera, un político improvisado y tiene, hay que reconocerlo, amplio conocimiento de la realidad policía de Veracruz, pero en esta ocasión, del propio municipio que ya tuvo en sus manos. Volver a buscar la Presidencia Municipal, no es ningún capricho político, ni tampoco querer pasar por donde ya caminó, sino que es, más que nada, una prueba más de su presencia entre los veracruzanos, que desde todos los ámbitos del Estado, estarán volviendo, casi permanentemente, su vista hacia la capital del Estado, sí es que todo sale como lo tiene previsto en las próximas elecciones.

Ahued, es un caso extraordinario de la política veracruzana, pero no está exento de las malas vibras de quienes lo ven como un enemigo político, hablando, incluso, de las propias filas que ahora lo proponen.

                                                              ———————–

Y EL LUNES, aquí nos encontraremos, si otra cosa no sucede.

NUESTRO CORREO: [email protected]         Whatsapp: 2281-61-46-57

Lo último

Columnas