jueves, diciembre 2, 2021

Seis de junio, conclusión de una era

Línea Política 5 de mayo del 2021…Agustín Contreras Stein.

QUIZÁ, el Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, aún no entienda que el mundo se le esta viniendo encima.

Sus constantes errores, cometidos, por cierto, desde el inicio de su administración, lo han ido acorralando día con día, llevándolo hacia un espacio reducido donde solamente quedará él mismo, lamentando su propia soledad.

Voces, que cada día se escuchan más dentro de su propio equipo de colaboradores, las que están mostrando que no todos están con él, menos el pueblo bueno y sabio, que sin querer ha ido aprendiendo, conociendo, reflexionando sobre el destino al cual lo lleva este gobierno.

Afuera, donde se encuentra la verdad de todo lo que está sucediendo, ciudadanos de todos los niveles ya están comenzando por expresar sus dudas de que la cuarta transformación pueda cumplir con todas sus promesas. Ya vieron, tan solo, como la soberbia, el capricho, la ocurrencia y muchas cosas más, destruyeron una obra de grandes dimensiones al inicio de este sexenio. Miles de pesos se fueron por la atarjea, cancelando un aeropuerto, que según dijo el Presidente, era producto de la corrupción, cuando para borrarlo tuvo que pagar cantidades económicas superiores al costo real de la obra.

Esta decisión no está perdonada ni olvidada, pues después de estos caprichos políticos, el país comenzó a carecer de medicamentos para los niños con cáncer, se tuvieron que exterminar, de la misma manera, organismos que cumplían una función primordial en la vida pública del país, se corrieron de sus respectivos trabajos a miles de mexicanos que se ganaban la vida honestamente, obligados a dejar sus familias en la orfandad por el hecho de implementar una austeridad mal entendida.

Y esto no es todo, miles de problemas se han acumulado a tal grado de que ya se puede hablar de un verdadero fracaso político y administrativo.

Quizá, el Presidente no escucha las voces de su pueblo, pero éste se hará sentir en las próximas elecciones del seis de junio, donde, se dice, será la conclusión de la era López Obrador. Si lo hace el pueblo con su voto, estará a tiempo de salvar esta nación.

                                                               ———————-

ALCALDÍAS, SIN LA MENOR IMPORTANCIA.

AYER, PRACTICAMENTE, arrancaron las campañas políticas de los aspirantes a alcaldes, acompañados de sus respectivas organizaciones políticas y de los candidatos a las diputaciones locales y federales, en algunos casos. La importancia de este quehacer político en la entidad, se basa en las propuestas que tiene cada uno de los aspirantes a estos puestos de elección popular. No hay la menor duda de que las anheladas alcaldías tienen sus propósitos y sus objetivos, aunque, por primera ocasión, son las diputaciones locales y federales, las que alcanzan mayor dimensión política en este momento, considerando que serán, precisamente, las que tengan que cumplir con una responsabilidad inédita en la historia política de la entidad y del país.

Como es común decir, los partidos políticos, estarán echando toda la carne al asador, durante estos días de proselitismo político, ya que para todos, partidos y ciudadanos, lo importante en este caso, es buscar el equilibrio político en los congresos locales y federales.

Por primera vez, las alcaldías, dejan de tener todo el interés local, pues no hay quien afirme lo contrario, toda vez, que son las diputaciones las posiciones políticas que más interesan a todos los actores políticos, los cuales van desde el Presidente de la República, hasta los más modestos ciudadanos del país.

El punto, indudablemente, estará en los futuros legisladores del país. La misión política estará destinada en estas elecciones a terminar con la mayoría perjudicial de los congresos. Los ciudadanos ya no quieren que gobierne la soberbia, ni tampoco la incapacidad, la deshonestidad, el capricho y el engaño, con propuestas aprobadas al vapor.

                                                                ———————

DIA DE IMPACTO POLÍTICO EN ESTA CAPITAL.

DESDE MUY TEMPRANO, candidatos a la alcaldía de Xalapa, iniciaron sus respectivas actividades de proselitismo político. Casi juntos, separados apenas por una gruesa pared, David Velasco Chedraui, daba cuenta de sus programas y proyectos de esta campaña, dentro de las instalaciones del viejo casino jalapeño, mientras que Cinthya Lobato Calderón, hacia lo mismo en el casino español, de manera simultánea, donde logró reunir, con todas las medidas sanitarias, a un buen número de ciudadanos que le siguen dentro de su recién creado partido político, “Unidad Ciudadana”, quien la impulsa a buscar la Presidencia Municipal de Xalapa.

David, como viejo lobo de mar, también encontró eco con el respaldo ciudadano y de los respectivos partidos que forman la alianza política que lo proponen.

Mientras, el empresario y Senador de la república, con licencia, Ricardo Ahued Bardahuill, iniciaba, propiamente, su campaña en lugares marginados de esta ciudad.

                                                               ———————-

Y MAÑANA, aquí nos encontraremos, si otra cosa no sucede.

NUESTRO CORREO: [email protected]     Whatsapp: 2281-61-46-57

Lo último

Columnas