jueves, octubre 28, 2021

¿Qué cree? Nuevamente fustigan a la prensa. ¡No, no fue el CJNG! Fue el presidente López Obrador; “aplaudidores, vasallos”

En México, cuando una noticia refiere que hay una embestida en contra de la prensa crítica, no piensa uno en las amenazas del Cártel Jalisco Nueva Generación, piensa uno de inmediato en las mañaneras del presidente de México. Después de la amenaza contra Azucena Uresti López Obrador se solidarizó con la prensa y repudió las amenazas en contra de los periodistas. Pero una vez pasado el tiro volvió con sus embestidas. Sobre el tema del regreso a clases, que ha sido monitoreado por la prensa, mostrando el sentir de buena parte de la sociedad que no quiere mandar a sus hijos a clases, López Obrador ha dicho: “Es notorio como la prensa conservadora se ha lanzado en contra de este propósito de regreso a clases presenciales, ya lo agarraron de bandera”. Pero por supuesto no se quedó con esa primera apreciación. De inmediato se fue contra la prensa que no piensa como él: “Sí es necesario el regreso a clases, pero los opositores que no vuelven en sí, sino en no, siempre lo tengo que seguir diciendo, es porque les daban mucho dinero porque se dedicaban a robar y saquear, se quedaban con la mayor parte del presupuesto, que es del pueblo, y ahora que el presupuesto se le destina al pueblo y ellos no pueden robar y medrar, están muy molestos”. Al final aplaudió lo que llamó una actitud conservadora de la prensa: “Es hasta bueno porque con esta sacudida, aún en esta circunstancia muy especial, se vuelven opositores y dejan de estar de aplaudidores, lo que eran antes, vasallos, que solo aplaudían y callaban. Nunca hicieron un periodismo opositor, siempre alineados al régimen, subordinados al presidente en turno. Ahora están en contra, es hasta interesante, no cabe duda que estamos viviendo momentos estelares ¿Cuándo se había visto esto? Nunca”. 

Gobierno de México: “En el mundo NO existe evidencia de epidemia por COVID-19 en menores de edad”

La intención del gobierno federal de que los menores regresen a clases es irrevocable. El lunes 30 de agosto millones de menores de edad regresarán a clases en as escuelas de educación básica. Es por ello que el gobierno federal ha lanzado campañas de concientización para que los padres comprendan la importancia del regreso a clases desde el punto de vista del gobierno. Sin embargo, los argumentos del gobierno federal no son del todo adecuados, pues incluso contravienen la información de la propia Organización Mundial de la Salud; contradicen incluso a la realidad. De acuerdo con datos oficiales, en México 60 mil 928 niños y niñas se han contagiado de covid-19. A pesar de esta realidad, el gobierno de México anota en uno de sus carteles informativos: “En el mundo NO existe evidencia de epidemia por COVID-19 en menores de edad”. Es decir, para el gobierno de México la pandemia es selectiva. De acuerdo con su definición en línea: “Una pandemia es una epidemia de una enfermedad infecciosa que se ha propagado en un área geográficamente extensa, por ejemplo, en varios continentes o en todo el mundo, afectando a un número considerable de personas”. Los contagios se siguen dando, ya sea en adulto o en menores de edad; la respuesta de los menores a esta enfermedad si podría hacer la diferencia, pero de que los niños se contagian, se contagian. 

Siguen las irregularidades y abusos en el hospital de Cosoleacaque; acusan que Carlos Orlando de la Cruz Caseros niega atención y cobra consultas

Hasta nuestra redacción siguen llegando quejas de lo que sucede en el Hospital General de Cosoleacaque. Ya habíamos reportado que un grupo de médicos se puso de acuerdo para cobrar cirugías particulares, de medicinas y servicios que deben ser gratuitos. Esta vez una paciente de Cosoleacaque señala que el Dr. Carlos Orlando de la Cruz Caseros le negó el servicio. Anota esta persona en su denuncia: “El Dr. que trabaja en el hospital general de Cosoleacaque me negó la atención de manera muy déspota y en ocasiones anteriores las consultas me las cobraba supuestamente porque son los precios que maneja Insabi y ahora que sabemos su identidad conocemos que él es el responsable del programa de Insabi en el hospital de cosolea y no es posible que existan personas que se dediquen a robar y los premien con puestos así” (sic). Al parecer este tipo de denuncias por parte de la ciudadanía cae en oídos sordos, pues nadie hace nada. El mismo secretario de Salud, Ramos Alor, debería de poner orden, pero todo indica que él mismo está implicado en estas anomalías; en una de esas hasta recibe mochadas de esos cobros ilegales.

Armando Ortiz ​​Twitter: @aortiz52 ​​​@lbajopalabra

Lo último

Columnas