miércoles, mayo 18, 2022

La CEAPP a la reja

*Enrique Córdoba a la Unidad

de Transparencia de Xalapa

En Veracruz me da más miedo

ser detenido por la policía

que por un retén de sicarios

Bryan LeBarón

Por Omar Zúñiga

Ayer terminaron las comparecencias de los organismos autónomos con la Comisión Estatal de Atención y Protección a Periodistas, cuyo titular Silverio Quevedo Elox, contestó lo mejor que pudo a los cuestionamientos de los diputados.

Tocó el turno de recibir el informe a la Comisión de Atención y Protección a Periodistas encabezada por el diputado panista Jaime Enrique de la Garza Martínez, llevando como secretario y vocal a sus compañeros de Morena, Luis Zárate Díaz y Marco Antonio Martínez, respectivamente.

Todo muy bien en el informe, salvo algunos y odiosos “peros”, como el caso de que no se dedicó ni una línea al homicidio de José Luis Gamboa, hasta que hubo el cuestionamiento de un diputado, y si la respuesta es que dicho asesinato fue este año y no el que correspondía informar, pues es una monumental falta de sensibilidad política, que así fue.

Una más es que y es atribuible al nerviosismo normal en estos casos es que se reportó una erogación de poco más de 600 mil pesos en gastos de salud en compañeros, hasta el 31 de noviembre, cuando dicho mes tiene sólo 30 días –ni bisiesto se avienta los 31- y dirán que uno es mamón… y sí, pero la rigurosidad es una constante en nuestro cotidiano devenir.

Se le cuestionó su postura sobre los señalamientos que hizo el gobernador Cuitláhuac García Jiménez en contar de reporteros y medios de comunicación sobre los hechos delictivos en Veracruz al señalar que “si alguien les paga para estar mintiendo” pues sostiene que no se dice la verdad y que Veracruz es seguro –ese es otro rollo que abordaremos posteriormente- y el experimentado maestro Silverio argumentó en primera instancia que no había “querella formal ni afectación a ningún compañero en particular” entonces no podía entrarle  al toro, aunque después quiso matizar, uuuuff.

Hubo cuestionamientos del diputado priísta  Marlon Ramírez sobre el hecho de que había comisionados y/o funcionarios que cobraban en dos o más nóminas y entregó un sobre con la información que sostenía su dicho para que fuera analizada por la CEAPP.

Esto no sorprendió, incluso la respuesta fue que “el hecho de que algún comisionado cobre en dos lugares no significa que haya violación a alguna ley”, así nomás y esto, no por justo y bien trovado deja de ser puro cuento, pues puede no violarse alguna ley, pero hay que predicar con el ejemplo; dicho de otra manera puede ser legal, pero no es justo, en fin.

Quizá el último y odioso “pero”, pero a fuerza de decir verdad, fue el más chingón, es la joya que se tiró mi amigo y colega: “Estamos acostumbrados a preguntar no a que nos pregunten”.

¡Eso chingá!

Que quede claro que es una crítica constructiva, cuando somos cantineros se pierde la perspectiva de las cosas, y si no hay nadie que nos diga la verdad, pues nunca podremos corregir lo corregible.

Un abrazo cariñoso para mi amigo Silverio y sus comisionados.

*****

Enrique Córdoba rindió protesta como titular de la Unidad de Transparencia Municipal de Xalapa, luego de la renuncia de Alejandro de la Fuente apenas 26 días después de haber asumido.

El flamante director ha fungido como Abogado General de la Universidad Veracruzana y como Jurídico de la Oficina del Programa de Gobierno con Fabrizio Aguilar.

Enhorabuena y éxito al talentoso abogado en esta nueva encomienda.

¡Qué barbaridad!

[email protected]

Lo último

Columnas