domingo, junio 26, 2022

Verdaderamente encantadora…

No vayan a pensar mis tres amables lectores, que por título del presente voy a referirme a Claudia Sheinbaum, a Rosa Isela Rodríguez, a Layda Sansores, o cualquiera de las damas que adornan la clase política de nuestra narcotizada Patria…

Ya el informe del Congreso de la Unión tuvo a bien comunicar lo que estamos viviendo en México, al que advierten a sus ciudadanos que no vengan.  Así de grave son las buenas relaciones que el Presidente López Obrador dice tener con Biden, quien no le contesta ni las cartas que le ha enviado-…

En pocas palabras, dice el informe que las mañaneras son manejadas a su antojo con sus “otros datos”.  Que los datos reales son fríos.  El número de crímenes y el avance de la delincuencia organizada, contra la que el Presidente, no ha tomado las acciones que debiera…

Aquí el Presidente cita números alegres y se habla de cuantiosas inversiones; cuando allá les aconsejan a sus ciudadanos no venir ¡Por favor!sinceramente cree el señor Presidenteque no nos damos cuenta que eso no puede ser.  No puede ser que quieran invertir, donde aconsejan no ir.  Eso es de locos…

O como el propio Presidente dijo, de viejos que ya están chocheando.  Pero a pesar de la voluntaria y espontánea confesión, no creen que sea cierto y que debieran de pasarlo a retiro antes de que éste sea forzoso, me refiero a su salud, no a la animadversión yanqui…

Y no es que sea un hombre malo, o perverso; lo malo es que ya se le va el avión.  Y lo que es todavía peor, que él es el piloto del avión.; y en ese contexto, se podría predecir que cuando veamos tierra, el aterrizaje será forzoso.

Cambiando de tema…

Por fin, la Federación Internacional de Natación, prohibió a los atletas trans sexuales participar en competencias femeninas.  Y, de hecho, en cualquier evento deportivo, por la desventaja en que están las competidoras femeninas ante “elles”…

Pues una cosa es lo que socialmente se diga y legalmente se quiera reconocer de las personas que no se aceptan como son; pero otra cosa muy distinta es la realidad.  Pues, aunque se operen todo lo que quieran, aun emasculándose, es decir, aunque le sean extirpados los testículos para que dejen de producir testosterona y se pongan lo que quieran, hormonas o lo que sea…

El recuento de glóbulos rojos delata su condición; pues al tener más glóbulos rojos, captarán más oxígeno, que es donde radica la fuerza de todos los machos -los hombres 4.65 a 5.65 las mujeres 3.92 a 5.13 millones por microlitro de sangre-…

Y, de hecho, cualquier motor de combustión interna tendrá la fuerza en relación directa con el oxígeno que reciba.  Mientras más oxígeno, más fuerza, más poder…

En lo que sí no se puede estar de acuerdo, es en la propuesta de la misma Federación de crear una categoría de “competencia abierta”; porque en una democracia -aún supuesta, como la nuestra- la minoría no puede pedir -y menos exigir- que la mayoría acepte su forma de vida.  Al rato van a pedir Juegos Olímpicos para ellos solitos, baños y demás…

Si ya hay bares y todo tipo de comercios, donde los heterosexuales no tenemos cabida; pues se especifica en la entrada que es de orgullosos homosexuales -genéricos y similares- ¿por qué no se puede abrir un lugar en donde la entrada sea exclusivamente para heterosexuales? Si finalmente, lo que no es parejo es chipotudo…

Ellos, ellas y elles, pueden hacer de su vida un papalote y empinarlo para donde les dé la gana; pero no todos pensamos igual.  Y no es discriminación.  Deben de tener los mismos derechos sociales que cualquiera, eso sí; pero no somos iguales y en consecuencia pensamos de manera diferente…

Yo nunca entraría, ni por curiosidad, a un establecimiento de ese tipo de gente; ni siquiera a un restaurante y menos que me atendieran.  En pocas palabras, no me agrada su presencia.  Sin dejar de reconocer que hay homosexuales a los que no se les nota nada; y que hay locas escandalosas y exhibicionistas que creen que haciendo desfiguros en el vestir y el comportamiento social, van a caer bien, cuando lo que dan es vergüenza…

Imagínense que llegan los extraterrestres; que lo mismo y ya vinieron, pero como somos extraordinariamente peligrosos, no quieren regresar hasta que nos extingamos -cuestión de tiempo-…

Y ya estando aquí, para estudiarnos, se llevan una “muestra” de elles y creen que así somos todos; y ¡óiganme no! como diría Eugenio Derbez.   Por cierto, que para evitar las palabras, según esto altisonantes, a las que llamamos “palabrotas” -ya cuando dicen que son de carretonero, la cosa es grave-…

Y de paso evitar que la federación de fútbol multe a los estadios por gritarle a los visitantes o al árbitro, el ya silenciado eeeeeeh …  pero como ya todos nos sabemos el complemento, hecha la ley, hecha la trampa…

Y ahora solo se avientan el eeeeh solito.  Y como a nadie lo pueden multar por alargar la 5ª letra del alfabeto, pues todos salen bien contentos.  Lo que no sucedió el pasado domingo aquí en Xalapa; pues a pesar de que el eeeeh lo repitieron hasta el cansancio…

A tal grado que si en lugar de eeeeh, hubiera sido uuuuh, todos habrían salido en estampida, creyendo que estaban en la ciudad de Donetsk y que sonaban las sirenas porque los ucranianos los estaban bombardeando.  Pero no…

Y lo peor, es que a pesar del repetido eeeeh, llegaron unas muchachotas de allá de Chihuahua, “Las Adelitas”, a las que, a pesar de que hasta el medio tiempo nuestras “Halconcitas” les iban ganando hasta por 9 puntos en el deporte ráfaga, el basquetbol, finalmente nos apalearon…

Y no es disculpa, que sí lo es, lo que sucedió, fue que al entrenador le pasó lo mismo que a Enrique Guzmán, se contagió del Covid-19…

Pero el espectáculo estuvo de 1ª.  Salvo que perdimos, la gente estuvo apoyando siempre.  Lo mejor del partido, fue que, en lo personal, no le pude quitar la vista de encima a una de las “Halconcitas”, que, seguro estoy, se las robó a todas las demás en atención…

La más entusiasta, la que mejor bailaba, la más alegre, simpática y bonita de todas.  Y creo que la mayoría de los presentes estará de acuerdo conmigo, fue una chiquilla de, pues no sé, 4-5 años, verdaderamente encantadora.

Pero por lo pronto, de lunes a viernes nos escuchamos de 15:00 a 16:00 hrs donde hacemos Magia, en el 93.7 de FM; o nos vemos por internet en Facebook.

Y aquí mismo nos encontramos mañana, si el Sol me presta vida.

otros columnistas