domingo, octubre 2, 2022

Olga, Duarte y el hermano de AMLO

+ Rocío Nahle acompañó a AMLO a Washington.
+ ¿Comprará granos de calidad la planta de Nescafé?
+ Hospital de Misantla, en obra negra desde 2009.

En una de esas, hasta “Ulito” tiene el “pack” de Moreira
–Chopenjanwer

Al inicio del sexenio de López Obrador, alguien que estuvo muy activo en redes sociales y con mucha presencia en medios de comunicación (desde el Reclusorio Norte donde está internado) fue el exgobernador Javier Duarte de Ochoa. No fueron pocas las veces que se vio a Duarte de Ochoa enviar cartas, lanzar tuits o dar entrevistas vía telefónica o hasta recibiendo a Televisa en el penal.

Era secreto a voces que existía una especie de acuerdo con el exmandatario; alguien le daba todas las facilidades y el perfil que Duarte representaba no era para minimizarse.

De esto surge la versión de que el abogado de Javier, un familiar del exgobernador y la entonces secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, sostuvieron una reunión en las oficinas de Bucareli, donde se supone que se pactó la entrega de información valiosa por parte de Duarte sobre diversos adversarios del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Incluso, hay versiones que en ese «acuerdo» estaba planteada la libertad de Javier Duarte de Ochoa; que era cosa de días para que el veracruzano saliera de la prisión.

Pero al parecer esta negociación nunca fue consultada con el presidente Andrés Manuel López Obrador y fue solamente una (mala) operación de la entonces secretaria de Gobernación.

Y es que AMLO, que no es nada tonto (iba a poner otra palabrota, pero luego se ofenden), sabe que liberar a Javier Duarte iba a ser como pegarse un tiro en la cabeza: el presidente que ha vendido toda su vida el combate a la corrupción liberando al gobernador más señalado por ese tema tan lastimoso.

Al parecer, hubo un momento donde ese «acuerdo» llegó a los oídos de Palacio Nacional y este fue frenado de inmediato; pero lo que más abonó al asunto fue que el exgobernador en realidad no tenía nada de información valiosa, salvo lo ya publicado en medios de comunicación. Ni videos, ni audios, ni fotos comprometedoras. Nada… Y esto lo pudieron confirmar agentes federales que llegaron a entrevistarse con el exgobernador.

Luego entonces, dieron marcha atrás a los privilegios de Duarte, quien de repente desapareció del espectro mediático nacional en el que ya se encontraba enrolado.

Este asunto, si bien no llegó a escándalo nacional, sí abonaría a la posterior salida de Olga Sánchez Cordero de la Secretaría de Gobernación (a finales agosto de 2021) para regresarla a su curul en el Senado. Acuerdos de ese tipo sólo daban más problemas al presidente.

López Obrador tuvo entonces que llamar a su «broder» Adán Augusto López Hernández, quien para esas fechas era gobernador de Tabasco, el estado natal del presidente.

En diversas ocasiones, AMLO se ha referido a Adán Augusto como su «hermano» y es muy notable la cercanía entre ambos; que existe una amistad muy sólida desde hace décadas.

Por ejemplo, en una gira por Tabasco en abril de 2021, López Obrador así llamaba al también notario público: «constantemente trabajamos de manera coordinada con el gobernador de Tabasco, que es mi paisano, que es mi compañero, que es mi hermano».

Ya investido como secretario de Gobernación, el presidente daría más espaldarazos a Adán Augusto: el 24 de abril de 2021, el diario El Universal destacaría lo más relevante de una reunión que tuvo el presidente con diputados de Morena, Partido Verde y Partido del Trabajo.

“Por primera vez, en Palacio Nacional, se escuchó el grito de «¡Pre-si-den-te!» en favor del secretario de Gobernación, uno de los posibles aspirantes a la candidatura presidencial para 2024”, según la crónica del reportero Alberto Morales, del que transcribimos un fragmento:

“A ver, vamos a poner a consideración, vamos a hacer una especie de encuesta, de consulta, rápida, breve. Verdad, díganme si sí o no ¿Verdad que tenemos un buen secretario de Gobernación?”, expresó López Obrador entre aplausos y ovaciones de los asistentes.

La respuesta ganadora de los legisladores de la colación Juntos Haremos Historia fue inmediata: “¡Síii!”

“¡Presidente, presidente!”, gritaron los legisladores al secretario de Gobernación.

“Que nos ayuda mucho, que está a cargo de llevar a cabo la conciliación, los acuerdos con legisladores, con gobernadores, con la Fiscalía General de la República, con el Poder Judicial. Me ayuda mucho, me aligera la carga el secretario de Gobernación”, añadió el Presidente.

Hasta aquí la crónica del periodista.

Un evento muy trascendente del poder de Adán Augusto como secretario de Gobernación fue aquella ocasión cuando detuvo la rebelión en el Senado encabezada por el nefasto Ricardo Monreal, quien estaba creando una comisión “patito” para arremeter contra el Gobierno de Veracruz por el caso de la detención de José Manuel del Río Virgen, algo que dejó pasar Olga Sánchez Cordero ya siendo senadora, sin mostrar respaldo público al gobernador Cuitláhuac.

No obstante, el gobernador mismo le dio las gracias a la secretaria de Gobernación saliente cuando se anunció que regresaba al Senado: “Agradecerle todas sus atenciones, siempre estuvo pendiente de Veracruz con especial cariño, le decimos que muchas gracias por todo; es una señora muy preparada y siempre mostró cariño por acá, en particular porque tiene mucha cercanía con Coatepec, y por acá la hemos visto seguido, yo creo por eso también mantuvo siempre el apoyo a este gobierno”.

En este sentido, se hablaban de diferencias de Doña Olga con el gobierno estatal, especialmente cuando se dio la salida forzada e intempestiva de la fallecida magistrada Sofía Martínez Huerta, quien fue obligada a salir del cargo de presidenta del Poder Judicial en Veracruz.

Y es que a los pocos minutos que Doña Sofía salió de su oficina, solicitó la intervención de la entonces secretaria de Gobernación, quien pidió a amigos que le abrieran espacios noticiosos nacionales para denunciar la manera en que fue sacada del Poder Judicial.

Hace poco también estaba programado un evento en Xalapa que encabezaría la senadora Sánchez Cordero en el Congreso del Estado, pero fue cancelado de última hora (según por los contagios del Covid) y reprogramado para próximos días.

Al parecer, Doña Olga ya cayó de la gracia de la Cuarta Transformación.

NOTA PARA PEGAR EN EL REFRI: Que el presidente Andrés Manuel López Obrador llevó a la parte estratégica de su gabinete en temas económicos y de energéticos a la reunión que sostuvo con empresarios este miércoles por la mañana en su gira por Estados Unidos. Presente estuvieron en la foto (nadie se mueva, porque si no, no salen) la tía “Tatis” Clouthier, secre de Economía; el canciller Marcelo Ebrard y la secre de Energía, Rocío Nahle, quien ya se deja sentir en Veracruz para dicha de unos y la frustración de otros.

OTRA NOTA: Será muy interesante saber qué planes tiene la Nestlé con su nueva planta en la entidad al menos con respecto a los productores cafetaleros veracruzanos, pues una constante queja de éstos es que la multinacional no les quiere comprar la variedad arábica (de mayor calidad, que se planta mucho en Coatepec, que es muy delicada y más cara) y les piden plantar la robusta, que es más resistente, pero de menor calidad y más barata… Si algo ha destacado la región cafetalera (al menos del Pueblo Mágico) es que su café es referente internacional por mantener la calidad de sus granos… ¿Será que la nueva planta de Nescafé pedirá granos de calidad u optará por los baratos?… Mire, de todas formas, eso del café soluble o en capsulitas como que nel, pero cada quien sus gustos.

LA ÚLTIMA, PORQUE NO SUPERO LO DEL HOWARD HAMLIN: En gira de trabajo por el municipio de Misantla, el gobernador Cuitláhuac García Jiménez dio un recorrido por lo que se supone iba a ser el Hospital Regional de Misantla, pero que desde 2009 (finales del sexenio de Tío Fide) está en obra negra. Ahí comentó que se va a hacer un análisis técnico de lo construido para ver si es posible rehabilitarlo a través del Instituto de Salud para el Bienestar: “Acá en Veracruz los neoliberales también nos dejaron sus monumentos a la corrupción. Visitamos lo que iba a ser un Hospital en Misantla para realizar el análisis técnico en coordinación con el Ayuntamiento y ver si podemos rescatar algo de lo dejaron abandonado”.

otros columnistas