lunes, octubre 3, 2022

Dilapidar

La forma de los gobiernos en dilapidar el erario es deleznable. Decía el poeta que “nadie goce de lo superfluo mientras alguien carezca de lo estricto” La manera en cómo se enriquecen los políticos mexicanos, es inmoral. Dejan a más de 5 de sus  generaciones en la opulencia. Historias que no terminan y se repiten cada sexenio. Las fortunas de Salinas de Gortari, Hank González, Peña Nieto, Echeverría, López Portillo y del panista Vicente Fox, entre cientos más de todos los partidos, que debieran pedir perdón por el daño infringido.  No cambian y hoy  hay mucho dinero manejado en la opacidad. Una mafia en el poder bien aceitada,   como en el antes o aún mejor. Las adjudicaciones directas, las empresas fantasmas, los rubros que se guardan como asuntos de  estado y las más fructíferas: Dos Bocas, AIFA, Tren Maya que han cuadriplicado el costo original. La lista de corrupción de MORENA la encabezan las llamadas “corcholatas”. Es escandalosa la desvergüenza y cinismo con que se están enriqueciendo con un hambre que asusta. *** Uno de los peores engaños es lo que se refiere a la reducción de las partidas monetarias, para los partidos políticos.  Se asignan  6 mil millones de pesos para su sostén. Más de la mitad del país en pobreza y seguimos sumando. No han podido controlar su crecimiento como han fracasado en la educación, salud, seguridad, economía. Todo se refleja en el bolsillo del ciudadano, sobre todo el que paga impuestos caros y deficientes. Los beneficios son escasos.  Lo que obtenemos de los partidos políticos son escándalos y problemas. Incluso alianzas con el narcotráfico y en sí mismos son delincuencia organizada. Sorprende como hasta se matan para liderar a un numeroso grupo de forajidos que solo van tras el botín. El problema se conoce lo que falta es patriotismo de la ciudadanía para rebelarse y poner un alto a sus empleados: servidores públicos. No es tarde y sí hay el modo. *** 30 mil pesos diarios pagaba Ebrard en un hotel de París en su exilio. *** Y para las agruras del mole…usted sabrá qué tomar.

otros columnistas

Nefasto

Infamia

Beneficio

Indolentes

Penoso

Sed

Beatriz

Dignidad