martes, octubre 4, 2022

López Obrador, entre la espada y la pared

EL PRESIDENTE, se va quedando solo.

Las diversas concesiones            que ha hecho al ejército, más la adhesión de la guardia nacional, por presión misma de las fuerzas castrenses, que buscan su fortalecimiento para un posible cambio de gobierno, del civil al militar, está generando que el presidente ya no tenga el poder absoluto y se supedite a lo que se le ordena desde las mismas fuerzas militares.

López Obrador, se deshace cuál muñeco de cera ante la lumbre que le ha estado llegando cerca, precisamente, por su propia culpa de haberse sostenido con el poder que significa el ejército, ante una evidente incapacidad para gobernar. Salvó, desde un principio, el golpe de Estado, ofreciendo todo a las fuerzas armadas y solo así pudo llegar hasta el momento de casi cuatro años de gobierno y lo que le resta, se mantendrá, siempre y cuando haga todo lo que le sugieren desde la misma dirigencia del ejército y la marina nacional. Aunque la constitución lo prevé, López Obrador, no es el jefe directo de las fuerzas armadas, sino quien o quienes están detrás de él, de acuerdo a lo que se ve y que pocos han observado en estos tiempos de difíciles condiciones de inseguridad en todo el país.

El ejército, quiere a la guardia nacional, para combatir, cuando llegue el tiempo necesario, a los grupos que están generando violencia y que no son parados todavía, porque hay instrucciones de que se les deje hacer lo que quieran, porque tarde o temprano, van a ser puntos de referencia para lo que se está preparando a nivel nacional.

No es ninguna casualidad qué a López Obrador, ya no le interese nada, más que salvar su propio pellejo, pues en cuanto termine con su gobierno, lo más probable es que tenga que salir por la puerta trasera, seguramente, protegido por las mismas fuerzas militares, o bien detenido, bajo la imputación de traición a la patria.

Mientras tanto, las organizaciones criminales, también lo presionan a cumplir con los acuerdos, y ante cualquier intento de atacarlos, para justificarse ante el pueblo mexicano, de inmediato se producen los desmanes, atacando, incluso, a la población civil como ejemplo de su fuerza. El ejército, la marina y la guardia nacional, no hacen nada, porque ellos tienen otros planes.

                                               ———————————

PEPE YUNES, COINCIDENTE CON JULEN REMENTERÍA.

TANTO EL ASPIRANTE del PRI, como el del PAN, son personajes ampliamente conocidos en el ambiente político de la entidad veracruzana. Son políticos con una experiencia probada en el quehacer público, pero los dos tienen razón al coincidir en la posibilidad de que los partidos políticos, tienen que fortalecerse de manera interna y después, con esa fuerza que signifique la unidad política al interior de cada organización política, integrar la coalición, con un solo candidato a la gubernatura del Estado. Los dos políticos son personas con una larga trayectoria política a nivel estatal y nacional, y han demostrado plena capacidad para lograr las metas que se proponga la unidad política de todos los partidos de oposición a Morena.

De ahí que tanto en Pepe Yunes, como en Julen Rementería del Puerto, haya una buena disposición para integrar la coalición, pues los dos han declarado estar de acuerdo en una sola propuesta que venga de los acuerdos generales de cada organización política a la que pertenecen. Al parecer, poco a poco se van definiendo los caminos de la coalición y serían, en este caso, las dos primeras opiniones que concuerdan en una sola dirección, por tanto, participación de cada uno de ellos en los objetivos de recuperación del espacio político más importante de Veracruz.

Pepe y Julen, ya sembraron la primera semilla de acuerdos y coincidencias, por lo que se espera que pronto den frutos de solidaridad política, frente a un reto de enormes dimensiones. Si Movimiento Ciudadano, no quiere o no puede, acompañar a los partidos políticos en coalición, no será tan necesario, pues bastará con el apoyo que genere al ir solo y jalar parte de los votos que todavía tiene Morena.

                                              ————————————

ADVERTENCIA MUNICIPAL EN XALAPA.

LAS AUTORIDADES municipales del municipio local, afirman a través del propio alcalde Ricardo Ahued, que esta administración, que apenas lleva siete meses y medio de gobierno, no permitirá realizar ninguna construcción u obra que violente la normatividad, porque de hacerlo podría generar observaciones por parte de los entes fiscalizadores e incluso que llegaran a cancelarse por las irregularidades cometidas.

No, de ninguna manera puede ser así, ya que este ayuntamiento busca implementar un estilo de gobierno en el que se privilegie el diálogo para la solución de los problemas.

Esta advertencia tiene especial validez para todos aquellos que buscan torcer las disposiciones municipales para lograr la satisfacción de sus propios intereses, aunque la disposición también abarca para los propios responsables de importantes áreas del gobierno municipal, donde regularmente se pudiera prestar a negocios mal habidos o presiones a la propia sociedad.

Así es que hoy y en adelante, la observación de las normas, será lo más relevante de esta nueva administración municipal.

                                              ———————————–

Y MAÑANA, aquí nos encontraremos, si otra cosa no sucede.

otros columnistas

El diluvio que viene

Morena, ¿Se desmorona?

A dos años, señor presidente

La violencia, es innegable

Xalapa, la capital de las obras

Beatriz y Pepe